EXPLOSIÓN GASPAR ARROYO
Estado en el que quedaron los edificios de Gaspar Arroyo tras la explosión. ARCHIVO
La Policía Científica considera en su informe presentado al Juzgado que es "imposible" determinar el origen exacto de la explosión de gas que el pasado 1 de mayo derribó un bloque de pisos y parte de otros dos y provocó la muerte a 9 personas en la calle Gaspar Arroyo de Palencia.
La hipótesis de la Policía Científica es la de una fuga de gas desde la arqueta de suministro

Según una información publicada hoy en 'Diario Palentino' , la investigación policial no halla indicios de criminalidad en el suceso y, por lo tanto, lo considera un accidente. En cualquier caso, lo que sí determina es que la explosión se debió a una acumulación de gases furtivos en el edificio número 4, que después de la explosión provocaron además un incendio.

La hipótesis de la Policía Científica es la de una fuga de gas desde la arqueta de suministro. El portal y el hueco de la escalera pudieron ayudar a la propagación del gas por la práctica totalidad del edificio, así como tuberías de servicio. El gas también llegó hasta los cimientos del edificio a través de la tierra.

La posterior detonación pudo ser provocada por cualquier electrodoméstico o el encendido de una luz por parte de cualquier inquilino, imposible de determinar, si bien se detecta una mayor proyección de materiales estructurales en las viviendas del segundo A y tercera A, que colindaban con el bloque número 6.

Las diligencias judiciales del caso continúan en el Juzgado de Instrucción número 3 de Palencia.

CONSULTA AQUÍ TODAS LAS NOTICIAS DE PALENCIA