Este robo estaría valorado en unos 60.000 euros, según ha estimado Francisco Martínez, uno de los dueños de esta explotación familiar, que en declaraciones a Europa Press ha explicado que la sustracción se produjo la noche del martes al miércoles.

A esta familia era la primera vez que les robaban en su nave agrícola situada a un par de kilómetros de San Clemente y, según ha narrado Francisco, los ladrones forzaron la cerradura y utilizaron los conocidos coloquialmente como toros y un remolque que esta familia tenía en la explotación para ir sustrayendo los ajos hasta llevarlos a una parcela cercana.

Francisco ha dicho que no solamente han sustraído esta gran cantidad de ajos, sino que los ladrones han provocado destrozos dentro de la nave. Este agricultor ha afirmado que "no hay ningún testigo" de lo sucedido y que tiene "pocas esperanzas" de recuperar lo robado.

Consulta aquí más noticias de Cuenca.