Detenido el estudiante vasco que atemorizaba Milán con sus palizas a los transeúntes

  • Sin motivo aparente le pegaba puñetazos a los viandantes y se llegó a ganar el mote de "turista agresor".
  • Llevaba desde julio en Milán actuando como pinchadiscos.
  • Los italianos se muestran muy ofendidos en las redes sociales por su conducta.
  • Su modus operandi consistía en preguntar en inglés una dirección y, acto seguido, pegar un puñetazo.
  • Ha cometido supuestamente al menos diez agresiones.
  • La causa de estas agresiones podría deberse al 'juego del noqueo', consistente en dejar inconscientes a los transeúntes.
En la imagen, perfil de Facebook del español que ha sembrado el terror en las calles de Milán.
En la imagen, perfil de Facebook del español que ha sembrado el terror en las calles de Milán.
FACEBOOK

La ciudad italiana de Milán, al norte del país transalpino ha sido el escenario durante el mes de julio de las palizas que un joven vasco supuestamente propinaba a los viandantes sin motivo aparente, hechos por los que ha sido detenido.

El arrestado es Nicolás Orlando Lecumberri, un estudiante de 23 años de edad, procedente de la ciudad española de San Sebastián y que se encontraba desde comienzos de este mes de julio en Milán, donde ha actuado en alguna discoteca como pinchadiscos.

Su arresto se produjo el pasado miércoles y actualmente permanece en la penitenciaría de San Vittore, donde según han explicado este sábado fuentes jurídicas a Efe, se encuentra "tranquilo" y a la espera de recibir a su familia, que tiene previsto llegar este sábado a la ciudad.

El acusado, en un principio, fue asistido por la abogada de oficio Alessia Generoso pero hoy sus familiares contrataron los servicios del letrado Francesco Brignola, de acuerdo a las mismas fuentes.

Generoso, en declaraciones a los medios locales, ha afirmado que el muchacho parece sufrir un problema personal y ha recalcado que "no es peligroso".

Orlando Lecumberri era conocido en las últimas semanas en Milán como "el turista agresor" por su aspecto de extranjero y porque agredía sin motivo aparente a los viandantes, lo que ha suscitado un gran cabreo expresado por los ciudadanos sobre todo en las redes sociales.

En un comunicado, la Policía italiana declaró que "en los últimos quince días en Milán se ha verificado una serie de agresiones", vinculadas todas ellas por un mismo hilo conductor: "tomarla a puñetazos con los viandantes sin motivo alguno".

La policía destaca que los ataques estaban caracterizados por la misma dinámica: el joven se acercaba a un peatón, le preguntaba en inglés sobre cómo llegar a un punto cualquiera de la ciudad y, acto seguido, le golpeaba en la cara, aduciendo que le había hablado mal.

La alarma se originó a partir de una serie de denuncias que pusieron en marcha a los agentes del departamento de Prevención General de la Policía de Milán.

En total se han identificado al menos una decena de agresiones pero los investigadores avanzan que las indagaciones continuarán ante la duda de que alguna de sus víctimas no haya interpuesto denuncia alguna.

La Jefatura de Policía de Milán ha distribuido la lista de las presuntas agresiones atribuidas al español, perpetradas siempre a varones entre el 9 y el 27 de julio, cuando fue arrestado.

Asimismo ha difundido imágenes del joven e incluso de sus manos, aparentemente inflamadas y rozadas a causa de las agresiones, según los investigadores.

La Policía ha colgado en su perfil oficial de la red social Facebook la grabación obtenida de una cámara de seguridad en la que se aprecia cómo el joven, vestido con bermudas y camiseta de manga corta, persigue por la calle a un varón que trata de huir.

La cámara capta el momento en que los dos llegan a un portal mientras el joven golpea la cabeza de la víctima, a la que mantiene sujeta por la camiseta hasta que esta cae al suelo.

En ese momento irrumpe en la escena una tercera persona que impide la agresión y aborda al joven español, con el que comienza una conversación que acaba con un forcejeo para tratar de inmovilizarle y detenerle.

Las autoridades investigan las causas de este comportamiento, que ha sido atribuido "a priori" al conocido como juego del noqueo, que consiste en golpear y dejar inconscientes a viandantes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento