García ha visitado este miércoles el Centro de Vida Independiente Fidel Ramos que el Grupo San Cebrián tiene en Palencia, coincidiendo con la celebración de su primer aniversario, por lo que ha valorado el trabajo que desarrolla al ser un centro multiservicio "abierto e integrado" en la comunidad que ofrece "un servicio integral para personas con necesidades y capacidades diversas, procurando una vida lo más autónoma posible y la inclusión de todas las personas como ciudadanos de pleno derecho".

La consejera ha subrayado que la Junta comparte estos objetivos a través de una metodología de trabajo que se centra "en la persona y en su proyecto de vida".

Al respecto, la consejera ha destacado los itinerarios para la formación y el empleo, en los que el pasado año participaron casi 2.600 usuarios y posibilitaron la firma de 1.200 contratos. "Para 2016 la Consejería ha incrementado el presupuesto para estos itinerarios en un millón de euros para alcanzar un total de 4,3 millones de euros, lo que supone una subida del 30 por ciento", ha apuntado.

Asimismo, García ha señalado que se cuenta con la reserva de contratación a los centros especiales de empleo y las cláusulas sociales, iniciativa pionera en Castilla y León que permite adjudicar contratos por importe de 231 millones de euros así como la más inmediata, el Plan Autonómico de Inserción Socio-Laboral 2016/2020 que, con una dotación de 335,6 millones de euros para todo el periodo, "contempla, integra y coordina todas las medidas a favor del empleo de las personas más vulnerables".

Por otro lado, la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades ha reconocido la labor que realiza la Fundación san Cebrián señalando que "es un referente en la profesionalidad, la atención de calidad a las personas con discapacidad, la atención centrada en la persona, la integración y la igual de oportunidades para las personas con discapacidad", ha puntualizado al tiempo que la ha calificado como un "modelo a seguir para toda España".

Por último, Alicia García ha destacado la importancia de la prestación de asistencia personal en el concepto de "vida independiente, al tratarse de una prestación versátil y flexible que combinada con otras prestaciones, se adapta a cada persona y a cada situación específica y se convierte en una garantía de personalización en la atención".

Según los datos de la Junta, son 274 las personas que tienen reconocida esta prestación en la Comunidad, lo

que sitúa a Castilla y León en segundo puesto a nivel nacional en número de prestaciones de asistencia personal reconocidas, por detrás del País Vasco. En el año 2015, a través de la Fundación San Cebrián, 51 personas se beneficiaron de esta prestación.

Concretamente, este espacio palentino, creado "por y para el empoderamiento de las personas con capacidades diversas", atendió el pasado año a más de 230 personas, y de forma indirecta a casi 700.

Consulta aquí más noticias de Palencia.