McCann
Los McCann, a su llegada ayer a Reino Unido (Reuters / Rui Vieira) REUTERS/Rui Vieira

Gerry y Kate McCann se han puesto en contacto con Michael Caplan, el abogado que defendió en Londres al ex dictador chileno Augusto Pinochet, según los medios británicos.

Los McCann, padres de la niña británica de cuatro años Madeleine McCann, desaparecida el pasado 3 de mayo en Portugal, también consultaron al abogado Angus McBride, quien, junto con Caplan, pertenece al bufete británico Kingsley Napley.

Caplan defendió a Pinochet en 1999 después de que España pidiera la extradición del ex dictador.

La ley portuguesa nos prohíbe hacer más comentarios sobre la investigación de la Policía

El citado bufete también ha defendido a Nick Leeson, el ex agente de negocios que causó la caída del banco Barings en 1995.

Los padres de Madeleine, que llegaron ayer al Reino Unido, buscan asesoramiento legal después de que la Policía portuguesa les declarase sospechosos de la desaparición de la pequeña.

Tras llegar al Reino Unido, Gerry McCann insistió en que ni él ni su mujer tomaron parte en la desaparición de la pequeña.

"La ley portuguesa -aclaró- nos prohíbe hacer más comentarios sobre la investigación de la Policía".

Preocupados por el trato recibido en Portugal

En las únicas declaraciones que ha dado en las últimas horas, Gerry McCann expresó al periódico británico News of the World que está preocupado por el tratamiento que les ha dado la policía y la presión que sufren para resolver el caso.

En los últimos días, la pareja fue interrogada por separado por la policía lusa , que indicó que supuestos restos de sangre de la niña fueron hallados en el coche que el matrimonio alquiló en Playa de la Luz, en el Algarve portugués, según los medios británicos.

Madeleine McCann desapareció el pasado 3 de mayo cuando dormía junto a sus dos hermanos en un apartamento turístico del Algarve, mientras sus padres cenaban en un restaurante de tapas a unos cincuenta metros de la habitación.