El actual Ejecutivo de Castilla-La Mancha, que preside el socialista Emiliano García-Page, ha abierto una investigación para "rastrear la senda del dinero de las derivaciones financieras" que realizó la anterior presidenta 'popular' María Dolores de Cospedal, con el préstamo de 115 millones destinado, en un principio, a financiar la construcción del nuevo Hospital de Toledo, dadas las "contradicciones" en las que está cayendo la expresidenta.

Así lo ha avanzado, preguntado por los medios durante la rueda de prensa que ha ofrecido este miércoles para dar cuenta de los acuerdos del Consejo de Gobierno, el portavoz del Ejecutivo, Nacho Hernando, quien ha criticado las diferentes versiones que la expresidenta 'popular' está ofreciendo sobre este asunto "pues primero ha dicho que no había dinero para construir el Hospital de Toledo, pero luego ha dicho que sí había un préstamo pero que lo dedicó a otras cosas".

"Todavía la Junta de Comunidades tiene un préstamo de 115 millones pero no hay dinero. Habrá que devolverlo, pero con intereses. De cara al futuro habrá que plantear que las personas que realicen una mala gestión tenga consecuencias a título patrimonial, incluso que tengan que afrontarse con la venta de algún inmueble o cigarral", ha dicho Hernando, en referencia a la vivienda que Cospedal tiene en Toledo.

Tras preguntar a la actual líder de la oposición en Castilla-La Mancha por qué no empezó las obras del hospital cuando tenía la financiación suficiente, ha asegurado que "nadie puede comprar" ni los argumentos que tanto el PP como la propia Cospedal están ofreciendo sobre el referido hospital, añadiendo que para esta infraestructura "tenían una idea similar a la que tenían para los de Almansa, Villarrobledo, Manzanares", esto es, "venderlos a cachitos".

"Vamos a rastrear ese dinero que Cospedal escondió o no encuentra. No descartamos que lo haya destinado a cualquier otra cosa, como por ejemplo a publicidad, pues la cantidad destinada a esta partida ya estaba agotada a mitad de 2015, o a hacer otras derivaciones porque el presupuesto estaba ejecutado al 90 por ciento", cuando el actual Ejecutivo asumió las riendas de la Junta de Comunidades.

Preguntado por las palabras de la expresidenta, que ha dicho que no renegoció dicho préstamo porque tenía unas condiciones "leoninas", Hernando ha dicho que habría que considerar que son condiciones leoninas para Cospedal, tildando estas manifestaciones de "poco realista".

"No creo que tenga conciencia de lo que son condiciones leoninas, pues este mismo Gobierno pensaba que era razonable pagar 180 millones en indemnizaciones, cuando es lo mismo que van a costar las obras", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Toledo.