El expreso de ETA, Antton López Ruiz, alias 'Kubati' —que asesinó a la histórica dirigente de la banda Dolores González Catarain, 'Yoyes'—, propone al colectivo de presos, EPPK, que, para avanzar en su excarcelación, hay que "recorrer la vía judicial, explotar la legalidad penitenciara y acogerse a todos y todo orden de beneficios".

Además, les asegura que la izquierda abertzale y los reclusos que se encuentran ya en libertad "prestarán todo su apoyo a las decisiones" del EPPK y "activarán a la sociedad vasca" para desactivar las leyes de excepción y obligar al Estado a cumplir la legalidad, porque "se lo deben" a los reclusos.

El artículo de López Ruiz ha sido publicado en el diario Gara con el título 'El cambio como motor revolucionario', después de que este martes el Movimiento pro Amnistía y contra la Represión, crítico con la estrategia de Sortu, diera a conocer que ha remitido cartas a cada uno de los presos de ETA en las que les piden que no admitan "la legalidad penitenciaria y judicial", que no renuncien a "su lucha o militancia" ni asuman "el arrepentimiento del daño o el sufrimiento generado".

Este movimiento, que advierte de "las graves consecuencias para la unidad del colectivo" de reclusos que supondrían "las salidas individuales", se compromete a avanzar hacia el logro de la amnistía y, para ello, apuesta por recurrir a "prácticas de presión y desobediencia efectiva, y cualquier otro método" que ayude a conseguir este objetivo.

En el artículo de Kubati, que apoyan otros expresos de la banda, éste apuesta por lo contrario, por avanzar en la legalidad, aunque acompañándolo de "la movilización social".

En esta línea, precisa que "todo cambio necesita de nuevas aportaciones", pero, sobre todo, "de una adaptación mental a las nuevas situaciones".

El exrecluso destaca que "cada época política ha necesitado de unas reacciones políticas particulares" y asegura que el EPPK, Colectivo de Presos de ETA, "en todo su recorrido histórico, siempre ha sabido entender lo que el momento político le demandaba, una demanda que se traducía en aportaciones políticas a la lucha por la independencia de Euskal Herria".

También asegura que, "cuando el Colectivo habla de legalidad, no está diciendo nada nuevo en sentido jurídico". "La relación que ha habido con la legalidad vigente ha sido constante. El triunfo sobre la llamada 'doctrina Parot' es producto de la legalidad; también los presos enfermos que están con la pulsera o adelantar la salida de prisión mediante redenciones es legalidad", ha añadido.

Explorar todas las vías

A su juicio, "de lo que se trata ahora es de explorar todas las vías y espacios y acelerar los procesos para acortar los tiempos en todos los terrenos, recorriendo la vía judicial, explotando la legalidad penitenciaria y acogiéndose a todos y todo orden de beneficios de los que el preso pueda servirse".

"Ésta es la nueva cultura de funcionamiento a la que hay que adaptarse para confrontar con el Estado. Es readecuar el principio de identidad a esta nueva fase", ha apuntado.

En este sentido, apunta que "la vía judicial y legal, si no va acompañada de la exigencia de la calle y de movilización social por el desmantelamiento de la excepcionalidad, puede no tener recorrido". "La izquierda abertzale, en su totalidad, se debe activar y debe activar a la sociedad vasca en torno a dos procesos paralelos: desactivar las leyes de excepción y obligarle al Estado a que cumpla con su legalidad", asevera.

Para el expreso, "no deben ser procesos jerárquicos, primero uno y después otro", sino que "deben ser paralelos". "Andando la legalidad, debemos ir desmontando las medidas de excepción; desmontando las medidas de excepción, debemos ir experimentando la legalidad", apunta.

Tras recordar que "derogar la doctrina Parot se logró en plena excepcionalidad", considera que "la experiencia demuestra que la apuesta tiene que ser global". "A esa globalidad le llamamos camino a la independencia", manifiesta.

Aportación de 2013

En este sentido, subraya que "el EPPK, mediante su aportación de 2013, está entendiendo la dialéctica de cambio en las coordenadas que la situación actual y sus dificultades exigen". De esta firma, se refiere al hecho de que el Colectivo de Presos de ETA afirmara que estaba dispuesto a tratar la opción de que el proceso de solución a la cuestión de los reclusos fuera "escalonado, basado en compromisos individuales y en tiempo prudencial".

"Hay que seguir profundizando en esa potencialidad. La izquierda abertzale prestará todo su apoyo a las decisiones del Colectivo. Quienes hemos pasado por prisión, lo haremos de manera especial. Este apoyo queremos expresarlo el día 17 de abril en Bilbo en una manifestación que queremos que sea masiva. Ahí estaremos, os lo debemos", afirma.

También firman el escrito los expresos Nagore Mujika Alvarez, Jon Irazola Mendikute, Ainara Esteran Cruz, Iñaki Zugadi Garcia, Anunciación Alonso Curieses, Jugatx Duñabeitia Kintana y Gloria Rekarte Gutierrez.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.