«Prometemos la gratuidad de los libros de texto para todos». Éste fue uno de los compromisos estrella del presidente de la Generalitat, Francisco Camps, durante la pasada campaña electoral.

El bono libro de 117 euros creado para hacer realidad esta promesa comenzó a repartirse ayer, pero no alcanza a cubrir el coste total de los libros de texto, según ha denunciado tanto la Federación de Padres de Alumnos (FAPA) como la propia Unión Gremial de libreros. El conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, ha asegurado que el precio medio del lote de libros asciende a 107 euros, según la asociación Nacional de Editores de Libros Escolares.

Sin embargo, en la práctica, hay colegios como el Julio Gil de Requena donde los libros cuestan 240 euros (más del doble del bono), según ha informado FAPA.

Inés es una de las beneficiarias del bono libro. Tiene dos hijas, y una de ellas va a cursar primero de Primaria en el colegio Sagrado Corazón de Jesús, en Valencia:« Ya tengo pedido el lote y me va a costar 170 euros. Como ayuda, el bono libro está bien, pero no llega a garantizar la gratuidad de los libros».

Por otra parte, desde la Unión Gremial de libreros que representa a las pequeñas librerías aseguran que «el coste oscila entre los 150 y 170 euros». Además, explican que con la liberalización de los precios, han subido un 30% (más que la inflación).

El bono libro llega a 49.680 alumnos

El bono libro comenzó a repartirse ayer a los padres de los 49.680 alumnos de primero y segundo de Primaria de la provincia de Valencia. Más adelante se extenderá a toda la enseñanza obligatoria.

De esta forma, cada familia comenzó a recibir en su colegio los 117 euros por niño en forma de bono, canjeables por los libros en las 472 librerías autorizadas en Valencia. La lista de establecimientos se puede consultar en www.educadhoc.es.