Jáuregui, eurodiputado: "No podemos salir del Parlamento; sabía que algo así podía pasar"

Una columna de humo sale de la estación de metro de Maelbeek, en Bruselas. En su interior, podría haber explotado otra bomba.
Una columna de humo sale de la estación de metro de Maelbeek, en Bruselas. En su interior, podría haber explotado otra bomba.
@massart_serge

"Llevamos cinco meses con los soldados por la calle, sabíamos que algo así podía ocurrir", ha asegurado el eurodiputado Ramón Jaúregui a 20minutos en referencia a la cadena de explosiones que ha sacudido Bruselas este martes, concretamente el aeropuerto de Zaventem y posteriormente la estación de metro de Malbeek, provocando la muerte de al menos 23 personas -13 en el aeropuerto y 10 en la estación-.

Jáuregui, que ha sido consciente de lo sucedido a través de los medios de comunicación, ha atendido a este medio vía telefónica desde una reunión de la Comisión de Economía que está teniendo lugar en estos momentos en el Parlamento, organismo que ha decidido continuar con la agenda institucional y su actividad diaria a pesar de que la alerta en el edificio se ha elevado a naranja por su proximidad a la estación de metro Maelbeek, situada "a 200 metros" del corazón neurálgico de las instituciones europeas.

"Nos acaban de comunicar que la alarma del Parlamento Europeo se ha elevado a naranja y que no podemos salir de aquí. Estamos a unos 200 metros de la estación de metro donde se ha producido la explosión y desde las ventanas vemos el movimiento de los coches de policía y de las ambulancias ".

Según comenta a este medio, la impresión de que un suceso de estas características podía ocurrir estaba extendida y era generalizada: "Vivíamos con esa sensación porque además conocemos que la investigación policial durante los últimos años ha brillado por su ausencia y que probablemente estamos ante una estructura terrorista de fuerte presencia en algunos barrios de Bruselas. La vida está paralizada y tenemos la sensación de que estamos congelados".

El Europarlamento, tal y como ha confirmado a 20minutos, continúa con su actividad diaria por un único motivo: "Esta mañana se habló si interrumpir la agenda del Parlamento o no, pero eso es lo que quieren los terroristas, que la vida se pare".

El eurodiputado socialista tenía previsto coger un vuelo este miércoles para acudir a una reunión en Madrid, aunque es consciente de que, después de lo acaecido en la capital belga, será imposible: "Estamos pensando en cómo salir de aquí mañana y estoy seguro de que el avión no lo vamos a poder coger".

Las primeras explosiones, que la fiscalía ha calificado ya de atentado suicida, ocurrieron sobre las 8.15 horas (7.15 GMT) en la zona de salidas del aeropuerto Zaventem, lo que ha causado víctimas mortales, el cierre de las instalaciones y la cancelación de los vuelos. Apenas hora y media después se registró una explosión en el metro de Maelbeek, próximo al Europarlamento. Estos hechos se han producido cuatro días después de la detención de Salah Abdeslam, el cerebro de los atentados de París el pasado 13 de noviembre, en los que 130 personas perdieron la vida.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento