El Gobierno de Cantabria va a esperar a la solicitud expresa de la Diputación foral de Guipúzcoa para verter los residuos de esta provincia vasca en el vertedero cántabro de Meruelo y, después, "dar los pasos" previstos de cara a la suscripción de un convenio entre ambas administraciones.

Así lo ha apuntado este viernes la vicepresidenta y titular de Medio Ambiente, Eva Díaz Tezanos, en respuesta a preguntas de los periodistas sobre si hay fecha para ese acuerdo, que en principio sería para un plazo de cuatro años.

En este sentido, la también líder del PSC-PSOE ha indicado que todavía no hay fecha para suscribir el posible acuerdo, ya que en la actualidad el Ejecutivo autonómico trabaja en los informes pertinentes para que, una vez esté la "petición expresa" del Gobierno foral, poner en marcha los mecanismos previstos, que la socialista ya avanzó en su reciente comparecencia en el Parlamento regional para informar de este asunto.

En dicha sesión en la Cámara, Díaz Tezanos indicó que el bipartito PRC-PSOE someterá a votación del Pleno el posible acuerdo a largo plazo para recibir los residuos de Guipúzcoa y lo firmará solo si lo apoya una "mayoría" parlamentaria.

Hace aproximadamente un mes, Cantabria rubricó con Guipúzcoa el acuerdo para recibir durante tres meses los residuos domésticos de esta provincia vasca -unas 14.000 toneladas al mes y 42.000 al trimestre-.

Y si finalmente se llega a un acuerdo con la diputación vasca para cuatro años, llegarán al vertedero de Meruelo 50.000 toneladas anuales y, por tanto, unas 200.000 durante la vigencia de dicho acuerdo.

De todas formas, y como ha insistido Díaz Tezanos, el Gobierno regional va a esperar a la petición expresa de Guipúzcoa para conocer los términos exactos de la solicitud de vertido y, a partir de ahí, "dar los pasos" necesarios.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.