La XXIX Clásica de Almería no ha podido desarrollarse este domingo tal y como estaba previsto debido a las inclemencias meteorológicas, en concreto, fuertes rachas de viento que han azotado la provincia durante toda la jornada.

De este modo, la organización y el pelotón han decidido cancelar el recorrido a la altura de Las Norias y trasladarlo a un circuito urbano habilitado en Roquetas de Mar, donde los corredores han completado seis vueltas.

La Diputación ha informado en una nota de que los ciclistas apenas han podido recorrer 40 de los 184 kilómetros que estaban previstos a lo largo de todo el Poniente de la provincia, un contratiempo que, pese a todo, ha sido resuelto "con celeridad" y de una manera que "ha agradado a todas las partes".

Ya en Roquetas de Mar, y tras las seis vueltas al circuito de 3,5 kilómetros de longitud, ha sido el australiano Leigh Howard el que se ha proclamado campeón de esta XXIX Clásica de Almería, seguido del ruso Aleksei Tcatevich y del letón Aleksejs Saramotins, que han protagonizado un emocionante sprint final por las calles roqueteras.

En el acto de entrega de premios, que ha tenido lugar junto al Auditorio Municipal de Roquetas de Mar, han estado el presidente de la Diputación, Gabriel Amat; el director del Área de Deportes de la Diputación, Juanjo Salvador; la teniente alcalde de Roquetas de Mar, Eloísa Cabrera, el concejal de Deportes del municipio, José Juan Rubí, y el organizador del evento, José Manuel Muñoz.

Amat ha destacado que "un año más, la Clásica de Almería ha contado con la colaboración de la Diputación Provincial, que sigue promoviendo el deporte y, en este caso, el ciclismo". "Es un orgullo poder formar parte de una prueba de semejante magnitud y que proyecta la provincia internacionalmente, aunque hay que lamentar que no se haya podido desarrollar como estaba previsto", ha explicado.

Eloísa Cabrera ha reconocido que "estábamos muy ilusionados por el hecho de albergar una de las pruebas más importantes de la provincia de Almería, pero el tiempo no ha permitido que se desarrolle en su plenitud". "No obstante, la organización ha sido muy buena", ha afirmado.

José Manuel Muñoz, por su parte, ha admitido que "era imposible que los ciclistas se mantuviesen encima de las bicicletas debido al fuerte viento", lo que, a su juicio, "es una pena", porque el tiempo en Almería "siempre es extraordinario". Aún así, "hemos podido disfrutar de una bonita lucha por el primer puesto", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Almería.