La delegada del Gobierno andaluz en Sevilla, Esther Gil Martín, y la delegada territorial de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, Susana López, han mantenido una reunión con el alcalde del municipio del Real de la Jara, Carmelo Cubero, para analizar la situación del cierre de la mina Aguablanca que, aunque está ubicada en el término municipal de Monesterio (Badajoz), está encuadrada en una concesión que también pertenece a esta localidad sevillana y a la de Santa Olalla en Huelva.

En el encuentro, la delegada del Gobierno informó al alcalde de que la Junta ha mostrado su apoyo al Gobierno extremeño para solicitar al Gobierno de España que exija a la empresa minera el mantenimiento de la actividad como así lo tiene comprometido.

Justamente este lunes, el consejero de Empleo, Empresa y Comercio, José Sánchez Maldonado, mantuvo un encuentro en Sevilla con el consejero de Economía e Infraestructuras de la Junta de Extremadura, José Luis Navarro, para analizar el cierre de la mina y reclamar a la empresa que mantenga la actividad e inicie un periodo de diálogo antes de tomar soluciones irreversibles.

En este sentido, ambos consejeros indicaron que no es cierto que esta explotación minera se cierre por una cuestión de precios del mineral, en este caso, níquel; sino porque la empresa ya había previsto la finalización de su ciclo de extracción en este ejercicio a pesar de que había asumido y anunciado nuevos proyectos para la continuidad de la actividad hasta 2018.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.