El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, ha calificado a las cooperativas de servicio público como "una idea estupenda" para cualquier alcalde al que se le plantee ese modelo de gestión público-privada, ya que "las ventajas son múltiples y siempre en beneficio de la sociedad".

Así lo ha indicado el presidente de la institución provincial este martes durante el acto inaugural de las jornadas sobre 'Municipalismo, Cooperativismo e Innovación Social', junto a su homónimo de la Mancomunidad del Aljarafe, Raúl Castilla, y al director general de Economía Social y Autónomos de la Junta, José Roales, que han tenido lugar en la Casa de la Provincia de Sevilla bajo la organización de la Mancomunidad de Desarrollo y Fomento del Aljarafe.

En un comunicado, la Diputación ha destacado que el objetivo de dicha sesión de trabajo ha estribado en crear las bases de una cooperación "estable y coordinada" para acometer una serie de experiencias piloto en la implementación de cooperativas de servicios públicos y otros nuevos tipos de estas sociedades para una mejor gestión de los recursos al servicio del empleo de calidad en los pueblos y ciudades.

Villalobos ha asegurado que "a cualquier alcalde que se le plantee, por ejemplo, que jóvenes cualificados de su municipio en materia deportiva gestionen la piscina municipal mediante una cooperativa, seguro que le parece una idea estupenda, porque esa supuesta cooperativa de servicio público va a generar empleo y la prestación del servicio terminará siendo más eficiente en el uso de sus recursos y en los gastos que origine su funcionamiento, precisamente por el enorme grado de implicación que van a tener los chavales en su idea de negocio".

Entre otros ejemplos, el presidente de la institución provincial ha apuntado que "lo mismo puede pasar si los profesores de una escuela de música le plantean a un ayuntamiento este tipo de trabajo asociado para ese servicio público, o en el caso de gestionar visitas o rutas en espacios naturales o en gabinetes de asistencia psicológica".

"En definitiva, la cooperativa de servicio público puede ser, en Andalucía y en la provincia de Sevilla, una herramienta muy valiosa, ya que en ella hay un terreno aún por abonar y por eso, sabedora de lo que puede dar de sí este camino, la Junta de Andalucía apuesta por estas entidades en su Ley de Cooperativas y en el reglamento que la desarrolla", ha explicado Villalobos.

A su juicio, este tipo de cooperativas de servicio público pueden ser también un canal de empoderamiento de los vecinos de los pueblos porque son ellos, a través de esas cooperativas, "los que proponen y participan en las decisiones de esas entidades mediante un modelo de gestión público privada donde el vecino es usuario y a la vez socio de la empresa que presta el servicio".

Gestión eficiente

Finalmente, el mandatario provincial sevillano ha apostado por un modelo que resulta "muy atractivo" por el grado de implicación que conlleva en una gestión colectiva, "eficiente y eficaz de los servicios públicos", que debe ser "el objetivo último de la administración local".

"Las cooperativas de servicio público son espacios donde los ayuntamientos pueden encontrar una vía para seguir prestando servicios de calidad y, a la vez, estando cada día más cerca de sus vecinos", ha concluido Villalobos.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.