Fallece la niña de año y medio de la que abusaron y a la que tiraron por la ventana en Vitoria

Un ertzaina toma fotografías en la entrada del domicilio del número 14 de la calle Libertad de Vitoria en el que un hombre de 30 años ha arrojado por la ventana a la hija de 17 meses de su pareja, tras una discusión.
Un ertzaina toma fotografías en la entrada del domicilio del número 14 de la calle Libertad de Vitoria en el que un hombre de 30 años ha arrojado por la ventana a la hija de 17 meses de su pareja, tras una discusión.
EUROPA PRESS
La niña de año y medio que se encontraba grave tras supuestamente haber sido objeto de abusos y posteriormente arrojada desde una ventana, ha fallecido un día después en el Hospital de las Cruces.

La niña de año y medio que se encontraba grave tras supuestamente haber sido objeto de abusos y posteriormente arrojada desde una ventana, ha fallecido un día después en el Hospital de las Cruces de Vitoria.

La niña presentaba un traumatismo craneoencefálico, hipertensión intracraneal refractaria y politraumatismos, por lo que estaba ingresada en la UCI pediátrica del Hospital Universitario Cruces, donde ha fallecido.

El profesor de música sevillano acusado de los hechos, D.G. de 30 años, que impartía desde hace tiempo clases en conservatorios de Vitoria como profesor sustituto, conoció a la madre de la pequeña, una brasileña de 18 años, en la noche del domingo y decidieron subir a un piso de la céntrica calle Libertad de Vitoria, donde al parecer él tenía una habitación alquilada, para pasar la noche juntos.

Sin embargo, hacia las tres y media de la madrugada la madre de la pequeña se despertó y comprobó que ni el profesor ni su hija estaban en la habitación, han relatado a Efe fuentes de la investigación.

Por ello se puso a buscar al bebé en otras estancias del piso compartido y encontró al hombre haciendo tocamientos sexuales a la pequeña, por lo que se puso a gritar y se inició una fuerte discusión entre los dos.

En medio de esa trifulca, que escucharon muchos vecinos, el profesor arrojó presuntamente a la pequeña desde la ventana del mirador del primer piso, a unos tres metros y medio de altura, y clavó a la madre un cristal en el cuello.

En cuanto llegó la primera ambulancia la pequeña fue trasladada a un hospital de Vitoria y posteriormente, dada su gravedad, fue conducida a la Unidad pediátrica de Cuidados Intensivos del Hospital vizcaíno de Cruces.

Detenido por un doble intento de homicidio

El parte médico de este marte señalaba que la niña seguía grave con un traumatismo craneoencefálico y politraumatismos por la caída. La madre, que también sufrió cortes y múltiples traumatismos, ha sido evacuada esta mañana desde Vitoria al mismo hospital que su hija, mientras que el agresor, que también sufrió cortes en la cara, está en la Unidad de Psiquiatría del Hospital de Santiago de Vitoria.

El hombre, detenido en principio por un doble intento de homicidio, podría ser condenado por un delito de asesinato en grado de tentativa, castigado con entre 20 y 30 años de cárcel, pero si ocurriera un desenlace fatal incluso se le podría aplicar la prisión permanente revisable, según el nuevo Código Penal, a lo que habría que sumar la pena por la agresión sexual, que podría oscilar entre los 2 y los 15 años de prisión, según la Fiscalía Superior del País Vasco.

Aunque en un primer momento el detenido reconoció al parecer que había abusado de la pequeña, posteriormente se ha negado a declarar ante la Ertzaintza y pasará a disposición judicial.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento