La EMT integrará la línea del Metrorbital en verano
Un vehículo que presta actualmente el servicio de la línea. 20MIUNUTOS

La línea de autobús Metrorbital, que recorre la ronda sur desde el barrio del Cabanyal hasta la estación de metro de Empalme uniendo importantes hospitales como La Fe, el General y el Doctor Peset y paradas de metro, será explotada por la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de Valencia a partir del próximo verano como un itinerario más de su red.

La Conselleria de Obras Públicas, Vivienda y Vertebración del Territorio y la Concejalía de Movilidad Sostenible tienen "muy avanzada" la negociación, según confirman fuentes de este último organismo, para ultimar el traslado de la línea a la oferta de la EMT, lo que redundaría en mayor comodidad para los usuarios, tanto a la hora de transbordar con los autobuses públicos como para la compra de títulos. El Metrorbital tiene un billete sencillo y un bonobús propios, lo que obliga a comprar diferentes títulos a los viajeros que combinan ambos sistemas.

La previsión para la entrada en funcionamiento como línea de la EMT (aún está por definir su número y paradas concretas) que maneja el departamento dirigido por Guiseppe Grezzi pasan por activarla en verano, si bien no hay un calendario cerrado, ya que esta decisión obligará a realizar una reordenación de líneas, de recursos humanos y de vehículos para prestar el servicio que actualmente explota una concesionaria de la Generalitat.

Fuentes de la Conselleria de Obras Públicas han indicado que la concesión "está expirada" y que pretenden ceder la explotación a la EMT "para dar un mejor servicio a los usuarios del transporte público y ser más eficientes".

A medio plazo, sostienen estas mismas fuentes, los planes pasan por gestionar este recorrido "de manera coordinada con todo el transporte del área metropolitana de Valencia con la nueva Autoridad del Transporte que se cree". Desde el departamento que dirige María José Salvador confirman que hay "total sintonía con el Ayuntamiento de Valencia" para llevar a cabo esta cesión de la línea de autobús.

Solución provisional para dar servicio a La Fe

La línea, que debía sustituir a un tranvía orbital mientras este se construía, se puso en funcionamiento el 29 de noviembre de 2010, para dar respuesta a las necesidades de movilidad generadas a raíz del traslado del Hospital La Fe desde Campanar a la actual ubicación en el barrio de Malilla.

Su trazado discurre por el bulevar sur, a lo largo de 14 kilómetros, entre las estaciones de Empalme de FGV y de València-Cabanyal de Adif. Además de conectar tres hospitales públicos de referencia, permite transbordar con varias estaciones de metro y de ferrocarril y tiene paradas junto a centros comerciales e instalaciones como el Bioparc, el Cementerio General, el Palacio de Congresos, la Ciudad de las Artes y las Ciencias o la Ciudad de la Justicia. Durante el año 2014 utilizaron esta línea 920.000 usuarios, según el último balance oficial.

El punto débil de esta línea es la frecuencia de paso. Durante los días laborables es de 15 minutos, pero los fines de semana aumenta hasta los 30 minutos e incluso, en algunos tramos horarios, pasa un convoy cada hora.

Objetivo: redefinir el mapa concesional

La consellera de Obras Públicas, María Jose Salvador, anunció en la presentación de las líneas básicas de su departamento que se va a redefinir todo el mapa concesional de transporte interurbano, ya que el 80% de las concesiones están caducadas. "Hace más de 20 años que funcionamos con unas líneas y un mapa que no está adaptado a la realidad", dijo.

Consulta aquí más noticias de Valencia.