Flexibilidad laboral
El dibujante Eneko retrata la flexibilidad laboral. ENEKO

El paro baja en España. Sin embargo, el empleo que se crea no permite a muchos tener un sueldo digno. Las nuevas condiciones laborales, nacidas de esta crisis mundial, se han dado en llamar flexibilidad laboral. Esa flexibilidad, que se traduce habitualmente en peores condiciones, es aplicada por la cuarta parte de las empresas, según la Encuesta Anual Laboral 2014 realizada por el Ministerio de Empleo a más de 290.000 empresas con cinco o más trabajadores.

El 24,3%, aplicaron medidas de flexibilidad interna el año pasado, frente al 27% que recurrió a estos mecanismos en 2013. Entre las medidas de flexibilidad interna se incluyen principalmente la modificación sustancial de las condiciones de trabajo (salario, jornada, horario, sistema de remuneración), la movilidad funcional o geográfica, la suspensión temporal del contrato o la reducción de jornada, y los cambios de contrato por distinto tipo de jornada. De entre estos tipos de medidas, el 11,7% del total de empresas aplicaron medidas que afectaron a cambios de tipo de jornada en el contrato, el 10,7% a la jornada laboral, el 4,8% al sistema de remuneración y cuantía salarial, el 2% a la movilidad funcional y el 1,8% a la movilidad geográfica.

El porcentaje de empresas que aplican flexibilidad es más elevado cuanto mayor es la empresaEl porcentaje de empresas que han aplicado medidas de flexibilidad interna es más elevado cuanto mayor es el tamaño de la empresa. Así, del 21,1% de las empresas de 5 a 9 trabajadores que recurrieron a estas medidas se pasa al 55,4% en las empresas de más de 499 trabajadores.

Por otra parte, el 39,4% de empresas, independientemente de haber aplicado medidas de flexibilidad interna o no, adoptó otras medidas de ajuste el año pasado: el 23,1% despidió trabajadores, el 14,6% redujo costes no laborales, el 12,8% redujeron inversiones y el 10,5% recortó el volumen de trabajadores con contrato temporal. Finalmente, el 50,6% de las empresas no aplicaron ni medidas de flexibilidad interna ni las mencionadas medidas de ajuste.

La encuesta revela además que para el 82% de las empresas con convenio colectivo, éste se adapta bastante o mucho a sus necesidades. Este porcentaje es mayor entre las empresas con convenio de ámbito superior a la empresa (82,7%) que entre las empresas con convenio de empresa (78,3%). En 2014, el 75% de las empresas proporcionaron algún tipo de formación a sus trabajadores. La proporción de empresas que dan formación se incrementa según aumenta el tamaño, siendo el porcentaje del 69,4% en las de 5 a 9 trabajadores y del 99% en las empresas de más de 499 trabajadores.