Pablo Egiluz, padre del joven de Galdakao que sigue en paradero desconocido dos años después de su desaparición en Amberes, ha pedido al Gobierno belga "más medios" para localizar a su hijo y ha abogado por la puesta en marcha de "un protocolo a nivel europeo" para casos similares.

En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, el padre de Hodei ha destacado que, mientras éste no aparezca, hay que "seguir buscándole hasta encontrar una solución", ya que "la esperanza no se pierde, se enciende cada mañana".

"Se sabe que Hodei fue robado dos veces antes de su desaparición en una calle céntrica de Amberes. Unos testigos le ven y hablan con él cuando huye y pide ayuda. Le dejan solo y no se sabe nada más de él", ha lamentado.

Asimismo, ha reconocido que hay personas en la misma zona donde su hijo desapareció que han caído al río, pero, "en este caso, no hay motivos para pensarlo". "El río de Amberes está a un centenar de metros, él está huyendo y pensamos que no iría hacia esa zona en busca de ayuda", ha añadido.

En esta línea, y pese a que ha reconocido que los expertos apuntan a que Hodei Egiluz pudiera estar en el río, el padre ha destacado que "no ha aparecido ni siquiera muerto".

Con motivo de la jornada 'Solución europea para los desaparecidos' que se celebra este lunes en el Parlamento europeo, Pablo Egiluz ha reconocido que la familia quiere "meter presión para que se siga la búsqueda" y ha defendido que el Gobierno belga "debe poner más medios". "Por ejemplo, si antes han puesto 20, que ahora pongan 40", ha pedido.

Asimismo, ha señalado que tienen previsto plantear a los europarlamentarios la futura puesta en marcha de un protocolo en el ámbito europeo para casos similares a los de su hijo, ya que "hay muchas deficiencias".

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.