La portavoz de Igualdad y Políticas Sociales del grupo parlamentario popular, Ana Vanessa García, ha criticado este miércoles que el Gobierno andaluz tenga "paralizada" la Ley de Juventud "sin plazos ni dotación", "que necesitan muchos colectivos de jóvenes andaluces".

Según informa en una nota el PP-A, García ha hecho estas declaraciones después de interpelar a la consejera de Igualdad en el Parlamento sobre los plazos que maneja el Ejecutivo de Susana Díaz para la probación definitiva del texto, "anunciado por última vez hace más de un año".

"El Gobierno andaluz no sabe ni contesta, y se percibe una absoluta falta de voluntad por parte de la presidenta de la Junta por dotar a los jóvenes de un conjunto de medidas en el marco de una Ley que blinde sus derechos en Andalucía, tan necesarios por otra parte al ser la comunidad con más paro juvenil de España", ha lamentado.

García mantuvo recientemente una reunión junto al presidente de Nuevas Generaciones de Andalucía, Luis Paniagua, y miembros del Consejo Andaluz de la Juventud, en el que trataron este "retraso inaceptable".

En este sentido, Paniagua ha reprochado al Gobierno andaluz que, para la elaboración del anteproyecto de ley, "hayan hecho oídos sordos a las aportaciones que se han hecho al texto desde el Consejo de la Juventud de Andalucía donde están representados miles de jóvenes andaluces".

Para el PP, "es primordial que la Ley de Juventud responda a los principales desafíos de las políticas destinadas a los jóvenes andaluces para que no se quede en un simple manifiesto de buenas intenciones".

Por su parte, Ana Vanessa García ha recordado que "de nuevo en materia de Juventud el Gobierno socialista andaluz va a remolque, ya que en España hay once comunidades autónomas que ya tienen aprobada una Ley de Juventud".

Propuestas del pp

El PP considera que el texto debe suponer la "implantación efectiva" del Sistema de garantía Juvenil para afrontar el problema de paro juvenil en la comunidad, que, en su opinión, es "inasumible". Además, ha pedido la puesta en marcha de una renta básica para jóvenes en riesgo de exclusión social —actualmente un 43 por ciento de la población juvenil andaluza— que no sea inferior al Iprem (indicador público de renta, que es de 532,52 euros).

Así las cosas, los populares reclaman que la Ley de Juventud apueste por una renta de emancipación juvenil que complete los ingresos laborales de los jóvenes; así como un plan concreto que luche contra la discriminación salarial de género de la juventud andaluza. Según datos de distintos observatorios, las jóvenes andaluzas ganan una media de 1.200 euros menos que los jóvenes.

En la misma línea, apuesta por medidas fiscales específicas para los jóvenes andaluces, "que son los que más impuestos pagan de toda España", especialmente en la adquisición de la primera vivienda o del primer vehículo.

Con todo, García considera que "la falta de plazos y de una dotación presupuestaria clara" para esta Ley la deja "en una mera declaración de intenciones, en papel mojado".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.