La agencia de calificación de crédito Standar & Poor's (S&P) ha dado como resultado para Baleares el mantenimiento del 'rating' en la categoría BBB- con perspectiva estable, observado en el análisis del pasado mes de abril de su informe semestral.

Así, la agencia, encargada de valorar la situación financiera en Baleares, estima que la situación de estabilidad puede "conducir al archipiélago a reducir gradualmente el déficit y a nivelar la deuda".

Cabe destacar que esta situación es la misma desde el informe de mayo de 2014, cuando el indicador cambió de perspectiva negativa a estable.

Según el director general del Tesoro, Política Financiera y Patrimonio, Francesc Colom, "la calificación tiene en cuenta que Baleares se desvió de los objetivos de déficit en 2014".

Colom afirma que la generación "de ingresos mejorados a causa del crecimiento económico y los gastos de interés más bajos, puedan ayudar a Baleares en la mejora de su rendimiento en el periodo 2015-2017".