La portavoz adjunta del Partido Aragonés (PAR) en las Cortes autonómicas, María Herrero, ha expresado la "gran preocupación" de su partido por la "inestabilidad y debilidad que se ha evidenciado" en el pasado pleno del Parlamento entre el PSOE y algunos de los grupos que apoyaron la investidura del socialista Javier Lambán como presidente del Gobierno de Aragón.

En rueda de prensa, con motivo de los primeros cien días de Gobierno, ha opinado que esa "inestabilidad" puede "tener sus consecuencias y efectos para el funcionamiento de la Comunidad autónoma y para los aragoneses".

A su entender, "cien días son muchos" al frente de un Ejecutivo, "más de tres meses, la tercera parte de un año", periodo en el que "no se han solucionado problemas, no se habla de empleo" y de las dificultades "que muchas familias tienen en su día a día", que están "sin resolver".

Herrero ha sostenido que el Gobierno ha realizado "gestos" y planteado "muchas excusas" y se ha referido "a herencias recibidas" cuando todos los Ejecutivos "las reciben, con cosas buenas y malas" y por eso "lo que hay que hacer es gestionar, resolver, ser ágiles y solucionar problemas".

Por otra parte, ha criticado que "se hayan judicializado aspectos de la vida política en el ámbito educativo, que no van a ningún sitio" y ha considerado que se están ejecutando acciones "para contentar a los votantes" de quien está en el poder, en vez de "gobernar para todos".

También ha lamentado el "poco rigor" en "aspectos económicos" sobre los que "hemos pedido información que no se nos facilita" en relación al déficit y la deuda, al tiempo que el Ejecutivo "van muy lento y no podemos permitirnos estar más de tres meses viendo cómo está la situación", sino que "hay que resolver y solucionar los problemas, que no esperan ni cien días, ni cincuenta, ni mucho menos".

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.