La magistrada del Juzgado Contencioso Administrativo número 4 de Zaragoza, Concepción Rincón, ha decidido mantener la medida cautelarísima adoptada en su auto del pasado 1 de octubre y, en consecuencia, paraliza la ejecución del cambio de nombre del pabellón 'Príncipe Felipe' por el de 'José Luis Abós'.

Este cambio ha sido acordado por el Gobierno de la ciudad de Zaragoza en Común (ZEC) el pasado 18 de septiembre y el día 30 del mismo mes se iniciaron los trabajos de borrado del nombre 'Príncipe Felipe' para sustituirlo por el del exentrenador del CAI-Basket Zaragoza fallecido hace un año, José Luis Abós, si bien ambas denominaciones debían convivir hasta finales de año.

Los trabajos de supresión del nombre originario motivaron que el grupo municipal del PP presentara un recurso contencioso administrativo el 1 de octubre al entender que es el pleno el órgano competente en decidir el cambio del nombre y ese mismo día la magistrada emitió un auto de medidas cautelares de paralización del borrado, que el equipo de gobierno trasladó a los operarios.

Con el auto de medidas cautelares que ha dictado este miércoles, la magistrada centra la cuestión, objeto de debate principal, en quién es el órgano competente para adoptar la decisión del cambio de nombre del pabellón y que dictará en una sentencia.

ARGUMENTOS

Entre las razones que la magistrada esgrime para la adopción de la medida cautelar figura, en primer lugar, la necesidad de asegurar que la futura sentencia pueda llevarse a la práctica de modo útil evitando que el cambio de nombre del pabellón esté sometido a incertidumbres y condiciones.

En segundo lugar, ha apuntado que "no se observa que la no ejecución inmediata del cambio de nombre cause un grave perjuicio al interés público". En tercer lugar, que deben protegerse los intereses de terceros, y concretamente, la memoria de José Luis Abós, no sometiendo esta cuestión a vaivenes y devenires.

Fundamenta, además, la adopción de la medida cautelar en el hecho de que la impugnación solicitada por los concejales del grupo municipal del PP "no aparece de inicio carente de fundamento atendiendo a la pluralidad de normativa que ha de ser tenida en cuenta para decidir y la especificidad del hecho que debe ser analizado".

Contra este auto cabe recurso de apelación ante en el Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) que se deberá presentar en el plazo de quince días hábiles a partir de este miércoles, 7 de octubre.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.