"Los años de Blair"
Portada del ex director de comunicaciones de Tony Blair, Alistair Campbell (AP/RANDOM HOUSE) AP/RANDOM HOUSE

El esperado libro de Alastair Campbell, director de comunicación y portavoz del ya ex primer ministro británico Tony Blair, no deja de deparar sorpresas a medida que se van desvelando fragmentos del mismo.

Hoy El País hace especial referencia a las relaciones entre Blair y el ex presidente José María Aznar. Al parecer en el libro  "sólo sale citado seis veces y de pasada", según el diario. Además cuenta que Campbell critica en su libro la boda de la hija de Aznar, que dice "se comportaba como si fuera de la casa real".

El autor también asegura que "Aznar estaba tan decidido como Blair a invadir Irak".

Línea con Dios 

Guiado por su fe cristiana, el ex primer ministro británico Tony Blair hablaba regularmente con "su Creador" durante la guerra de Irak, según revela Campbell en un nuevo libro.

La revelación no deja de tener ironía, señala el vespertino Evening Standard porque en cierta ocasión, a una pregunta de la prensa sobre la religiosidad de Blair, Campbell, que presume de ateo, respondió: 'En este Gobierno, no trabajamos a Dios' ".

Blair único que creía en "la justicia" de la guerra

El libro de Cambpell, publicado bajo el título Los años Blair y del que la prensa británica publica estos días diferentes extractos, confirma además que Blair era el único miembro de su Gobierno que creyó en todo momento en "la justicia" de la guerra contra el país árabe.

Los ministros de Blair tuvieron "graves momentos de dudas" sobre la guerra de Irak
Todos sus ministros, por el contrario, y no sólo el ex titular de Exteriores y líder de los Comunes, Robin Cook, que dimitió por la guerra, tuvieron sus "graves momentos de duda".

Por otro lado, el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, es presentado en el diario de Campbell como un tipo más inteligente de como le retratan habitualmente, señala el periódico.

Así, en la cumbre de Camp David de septiembre del 2002, después de que aceptara solicitar una segunda resolución de la ONU antes de atacar a Irak, Bush le comentó a Campbell en tono bromista: "Creo que puede contar ahora cómo llegó Tony (Blair) e hizo retroceder del borde del precipicio a este loco unilateralista", en referencia a sí mismo.