El Auditorium de Palma acogerá este domingo, a las 21.30 horas, el concierto clausura del ciclo Veranos Sinfónicos con la actuación del tenor mexicano Juan Diego Flórez, que acompañará a la Orquesta Sinfónica de las Islas Baleares guiada por el director titular Pablo Mielgo.

Flórez es considerado por la crítica internacional el tenor 'bel canto' de referencia en los principales teatros del mundo. Su canto fluido y expresivo y su sorprendente virtuosidad lo convierten en un intérprete ideal de las óperas de Rossini, Donizetti y Bellini.

Será la segunda ocasión en la que Juan Diego Flórez y el OSIB compartan escenario después de la actuación que tuvo lugar en el mes de enero en el Palacio Real de Madrid dentro de la gira internacional del tenor 'L'amour - Arias francesas'.

Durante la presentación del concierto, en el Real Club Náutico de Palma, Flórez se ha mostrado "exultante" por actuar por primera vez en Mallorca. "Es un programa fantástico, está diseñado para el aficionado de ópera. Estoy convencido de que la gente se divertirá. Es una mezcla de lo sofisticado y lo carnal". Además, ha valorado el público de Baleares como "muy entregado, hay mucha afición. Estoy muy contento de que se hayan vendido todas las entradas".

Dentro del programa para el Auditorium hay tres referencias francesas: "actualmente me estoy adentrando en el repertorio romántico francés. Es un canto muy diferente del resto, con otro estilo, y cada vez me siento más cómodo a la hora de ejecutarlo. Soy muy crítico conmigo mismo. Me gusta escucharme y analizarme, es la clave para mejorar".

Flórez estará acompañado por la soprano egipcia Fatma Said. Su repertorio incluye Sesto, a Giulio Cesare (Händel), y también Feanichton, en Bataclan (Offenbach). Esta temporada se puede destacar su debut como Clorinda, en La Cenicienta de Rossini, en el Teatro Scala de Milán.

Por otra parte, la consellera de Participación, Transparencia y Cultura, Esperanza Camps, ha destacado como "buen síntoma" que se hayan vendido todas las entradas del concierto para celebrar el 25 aniversario de la OSIB.

Camps ha valorado asimismo la labor del director, Pablo Mielgo, al frente de la formación. "A pesar de las dificultades por las que ha pasado el OSIB últimamente, celebramos que continuamos y que vamos hacia adelante. Los músicos son artistas pero sobre todo son profesionales". Camps también ha agradecido la colaboración con Mirabaud, patrocinador oficial del OSIB, "apoyo sin el cual no hubiéramos podido continuar".

El de Flórez será el quinto y último concierto que ofrece la OSIB este verano tras las actuaciones de las hermanas Labèque, de Anouschka Lara y Jean-François Lombard, de Piotr Anderszewski y de Simón Orfila, y cerrará de forma oficial el 25 aniversario de la formación.