El Mercado de Fuencarral afronta su último mes de vida sin saber quién será su nuevo inquilino

  • Un fondo de inversiones es el nuevo propietario del espacio, pero aún no se ha informado de quién lo ocupará.
  • El 25 de julio será el último día de apertura del Mercado de Fuencarral.
  • Todavía quedan 33 establecimientos abiertos de los 50 que llegó a haber en sus mejores tiempos.
  • Su antiguo propietario y fundador, Ramón Matoses, se ha hecho recientemente con el Florida Park, una sala de fiestas ubicada en El Retiro.
Interior del Mercado de Fuencarral
Interior del Mercado de Fuencarral
JORGE PARÍS

El cierre del Mercado de Fuencarralparecía una de esas profecías nunca cumplidas. Desde 2008 se venía avisando de una venta que nunca llegaba. Esta vez, sin embargo, la cosa parece ir en serio y ya está anunciada la fecha definitiva de clausura: el próximo 25 de julio.

El dueño del establecimiento, Ramón Matoses, vendió el inmueble a un fondo que está tratando de colocarlo a distintos inquilinos o vendedores, pero aún no se ha confirmado cuál.

Entre los establecimientos del Mercado que aún continúan abiertos (33 de los 50 que había en sus mejores tiempos), creen que la operación ya se ha llevado a cabo, y que ha tenido un montante total de 22 millones de euros. "Se rumorea que podría ser H&M o Uniqlo, el Zara japonés, que quiere instalarse en Madrid", dice una de las dependientas, de las pocas que se no tiene problemas en hablar con la prensa.

Sin embargo "a día de hoy" no hay ningún plan de H&M que pase por hacerse con el Mercado de Fuencarral, según ha asegurado un portavoz de la empresa a 20minutos. La marca sueca ya posee dos enormes tiendas en Gran Vía, por lo que no parece que tenga mucho sentido abrir otra en las cercanías.

Por su parte, Uniqlo lleva meses planificando su desembarco a España. En Barcelona ya cuenta con un establecimiento, pero en Madrid todavía están buscando uno: "Se hablaba mucho del Mercado de Fuencarral, pero los japonenses parecen más inclinados por un local en la Milla de Oro o en Gran Vía", aseguran fuentes inmobiliarias.

"Mucha gente nos ha pintado como si estuviéramos languideciendo, pero yo me instalé aquí al principio de la crisis y no he parado de crecer. Hay mucha gente que está enfadada por el cierre porque llevan aquí toda la vida, pero yo me lo tomo como un nuevo comienzo. No tiene que ser malo", asegura la dueña de una tienda de ropa en el MdF. "Yo creo que Ramón ha hecho muy bien. Él está metido en otros proyectos. Sacó adelante este sitio hace años y ahora querrá probar cosas nuevas", apostilla.

Renacimiento en los años 90

Fuencarral ha sido siempre una calle comercial. En los 70, por ejemplo, el actual inmueble del MdF alojaba La Casa del Hogar Moderno, un economato en el que se vendían electrodomésticos por medio de cupones. Aunque con el paso de los años se fue degradando (drogas, prostitución...) y no fue hasta finales de los 90 cuando empezó a cambiar, convirtiéndose en la zona más alternativa de la ciudad, con marcas imposibles de encontrar en otros sitios.

El Mercado de Fuencarral fue la guinda del pastel. Se inauguró en 1998 tras la restauración del edificio, totalmente abandonado, y pronto cogió fama entre la juventud: 1.841 metros cuadrados repartidos en tres plantas en lo que se podía encontrar de todo: ropa militar, gótica, música...

Durante los primeros años también se realizaron multitud de encuentros culturales, conciertos y sesiones de DJ. Matoses, el impulsor de la idea, parece que ahora quiere hacer algo parecido con la mítica sala de fiestas Florida Park, ubicada en pleno Retiro, cuya puja ganó hace varios meses.

"Yo lo llevo bien. De momento no hemos encontrado nada porque los locales de la zona están carísimos. De todos modos me alegró de haber formado parte de esto. Ahora esto está cambiadísimo, y cuando pasen unos años podré decir: 'Yo tuve una tienda en el Mercado de Fuencarral' ", comenta Mercedes Villar (36 años) dueña del establecimiento Plazita Serrano y de la marca de ropa Mlle Poulain.

Ahora esta calle se la rifan las grandes marcas, que ya han empezado a instalarse en ella pagando unos precios mucho más altos que al principio, sobre todo desde la peatonalización de la vía en 2009.  Ese mismo año el MdF estuvo a punto de cerrarse y trasladarse a Valencia, pero los comerciantes del mercado no estaban de acuerdo y el proyecto siguió adelante.

"La decisión de Ramón es normal. En vez de tener que andar gestionando 50 alquileres ha aprovechado que esto ah aumentado de valor para lanzarse a otra aventura", manifiesta otra inquilina del inmueble: "Se habló de hacer una fiesta para el último día. Ahora ya no sé. Yo de todos modos me pasaré para despedirme".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento