La presidenta en funciones de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha defendido este jueves que hay que afrontar con "mucha prudencia" el escenario que ha dejado las elecciones del pasado domingo y ha defendido que el PSOE no puede estar "en ningún bloque", ni "contra nadie ni a favor de nadie. Ni ser los escudos frente a nadie, ni ser la pasarela para otros", ha dicho.

Así lo ha señalado la líder de los socialistas andaluces en declaraciones a los periodistas en Ferraz, donde ha acudido este jueves para reunirse con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en el marco de la ronda que está haciendo con todos los 'barones' para analizar el resultado de los comicios del domingo y la situación que se plantea en todos los territorios.

El PSOE no puede estar contra nadie ni a favor de nadieDíaz ha insistido en que en política no se puede estar "frente a nadie ni en ningún bloque" y ha subrayado que el PSOE es un partido con una "vocación mayoritaria que no puede perder". Según ha comentado, para eso está "trabajando día a día" en su tierra y está convencida de que sus compañeros también lo están haciendo.

En este sentido, y aunque ha asegurado que no cree que Sánchez y ella tengan intereses diferentes, ha asegurado que el líder del PSOE no le ha trasladado "ninguna línea roja". Sánchez lleva semanas repitiendo que los socialistas están abiertos a hablar y pactar con todos los partidos excepto con el PP y con Bildu.