Camp Nou
Vista aérea del Camp Nou y el Miniestadi. BERTRAN CAZORLA/ACN

El FC Barcelona genera un impacto económico en la capital catalana de 759 millones de euros, el 1,2% del PIB de la ciudad, según datos de la temporada 2013-2014 recogidos en un informe elaborado por Deloitte. Además, el estudio sostiene que el impacto económico del club aumentará cuando entre en funcionamiento el Espai Barça.

Por cada euro de gasto en el club, se generan 0,8 de retornos fiscalesEn rueda de prensa en el Círculo de Economía, la socia de Deloitte Ana Andueza ha explicado que el club deportivo atrae el 8% del turismo total de Barcelona y el 54 % de todo el negocio que produce el segmento de turismo de eventos, reuniones y congresos con 1,3 millones de pernoctaciones anuales relacionadas con la actividad de la entidad: partidos, visitas al estadio y al museo, etc.

Además, su actividad mantiene 15.265 empleos y el retorno fiscal para las administraciones públicas es de 219 millones de euros, lo que significa que, por cada euro de gasto en el club, se generan 0,8 de retornos fiscales, y que todas estas magnitudes crecerán con la construcción del Espai Barça entre 2017 y 2021 y cuando entre en funcionamiento.

El Barcelona es un motor de la ciudad, un motor que no para de crecerEste informe estima que durante el período de construcción del Espai Barça (de 2017 a 2021), el club aportará otros 158 millones adicionales al PIB de la ciudad de Barcelona, por lo que la cifra se elevará a los 917 millones anuales. Además, calcula que el proyecto generará 3.257 nuevos empleos y retornará otros 81 millones extras a las arcas públicas durante esos cuatro años.

Una vez en funcionamiento, el Espai Barça aumentará el impacto en el PIB y el empleo en la ciudad en un 9%, llegando a alcanzar los 826 millones de PIB y 16.628 empleos mantenidos al año, apunta el informe.

En este sentido, el presidente azulgrana, Josep Maria Bartomeu, ha calificado de "sorprendentes" los datos aportados por Deloitte. "El Barcelona es un motor de la ciudad, un motor que no para de crecer, y este motor aún será más potente cuando tengamos el Espai Barça", ha sentenciado Bartomeu, quien considera que "el principal reto en los próximos años será que el club siga siendo económicamente sostenible".

El apellido del Camp Nou

El FC Barcelona cifra en 200 millones de euros lo que podría ingresar por dejar que el Camp Nou lleve también un nombre comercial, una fórmula que le permitiría financiar un tercio de los 600 millones que le costará el Espai Barça, que contempla, entre otros proyectos, la reforma del estadio y la construcción de un nuevo Palau Blaugrana.

Tendremos el mejor estadio del mundo y unas instalaciones magníficas que serán el orgullo de Barcelona"De los 600 millones de inversión que necesita el Espai Barça, 200 estarán financiados por una entidad de crédito, 200 más serán de fondos propios y los otros 200 por la venta comercial del nombre del estadio", ha apuntado Bartomeu, quien ha recordado que, tal como se votó en asamblea, el nombre de Camp Nou no se cambiará, sino que se le añadirá "un apellido comercial" durante los "15 o 20 años" que dure el contrato.

De los 600 millones de euros que costará el Espai Barça, 400 corresponden a la reforma del Camp Nou y los 200 restantes se invertirá en la construcción del nuevo Palau Blaugrana, la pista de hielo, el nuevo Miniestadi (éste junto a la Ciudad Deportiva Joan Gamper), oficinas y aparcamientos.

"El Espai Barça es un proyecto aprobado en asamblea por los socios, un proyecto ambicioso que mejorará nuestro club, pero también el barrio de Les Corts y la ciudad. Con él, tendremos el mejor estadio del mundo y unas instalaciones magníficas que serán el orgullo de Barcelona y del país", ha destacado Bartomeu. 

Consulta aquí más noticias de Barcelona.