El expresidente extremeño Juan Carlos Rodríguez Ibarra ha señalado que los vecinos de Navalmoral de la Mata (Cáceres) tienen en sus manos el próximo 24 de mayo en las elecciones municipales "decidir si quieren ser un pueblo", para lo que tendrían que votar al PP, o de lo contrario, si "quieren ser una ciudad", para lo cual han de apoyar a la candidata del PSOE, Raquel Medina.

Ibarra ha señalado que cuando él dejó de ser presidente de Extremadura, Navalmoral era una ciudad, no solo por la infraestructura, sino porque formaba parte del "proyecto" de los socialistas de establecer "puntos neurálgicos" en la región, en el sentido de contar con "ciudades repartidas por el territorio que mantengan una comarca equilibrada".

Por otro lado, en un mitin de campaña electoral en Navalmoral, Ibarra ha subrayado que en política se está "para transformar la realidad", y que el PSOE se presenta de nuevo a estas elecciones "para gobernar, que no significa estar al servicio de los ciudadanos sino para transformar".

"Para transformar una realidad que no nos gusta, para hacer de lo injusto lo justo, para dar oportunidades a todo el mundo, esa es nuestra tarea y para eso estamos en un partido", ha añadido.

El expresidente ha señalado que Navalmoral "antes estaba en la esfera regional" y ahora está en "el club de la comedia". "Ahora ustedes tienen en sus manos decidir si quieren ser un pueblo y voten al PP o quieren ser una ciudad y voten a Raquel y al PSOE", ha concluido.

Preparado para gobernar

Por su parte, la candidata socialista al ayuntamiento de Navalmoral de la Mata, Raquel Medina, ha asegurado que se presenta con un programa y un equipo de personas "dispuestos y preparados para gobernar Navalmoral y volver a poner a la ciudad en el lugar que le corresponde".

Medina ha hecho un repaso por lo que han sido los últimos cuatro años con un gobierno popular que "solo" ha encontrado la oposición de los socialistas, según recoge el PSOE en una nota de prensa.

"Ni las nuevas ideas ni los nuevos partidos ni las nuevas personas, el único partido que ha demostrado que sabe hacer las cosas y que tiene capacidad de gobernar es el PSOE, somos los socialistas y las socialistas", ha dicho.

La candidata socialista ha criticado el programa del PP porque "intenta sacar pecho de sus faltas, de su incapacidad y su desidia y decepción para dar respuesta a los problemas básicos de los ciudadanos y ciudadanas de Navalmoral".

En este sentido, ha destacado "el orgullo del PP" por haber destinado menos de un 1 por ciento del presupuesto total de la legislatura al paro, menos de un 0,4 por ciento a la creación de nuevas empresas y un 0,12 por ciento a "evitar las necesidades y el sufrimiento de aquellas personas que están en riesgo de exclusión social en Navalmoral. Esa es la derecha", ha apostillado.

La candidata socialista ha señalado que ante esta situación "la única opción posible que hay es el PSOE". "Nuestro mayor orgullo son las personas, y presentamos un programa de 100 medidas por el que vamos a pelear todos los días, un programa hecho por los ciudadanos y ciudadanas morales y que propone una residencia de mayores pública, un centro de Educación especial, la recuperación de la escuela de música, la apuesta por la industria moral, y donde los espacios verdes existan y sobre todo que el empleo sea la parte fundamental del proyecto".

Persona "integra",

En lo público y lo privado

Por su parte, el secretario provincial del PSOE de Cáceres y número 1 por esta circunscripción al Parlamento regional, Miguel Ángel Morales, ha mostrado su apoyo a la candidata socialista, a la que ha definido como "una mujer valiente, honrada, convencida del trabajo y socialista por los cuatro costados".

Morales ha añadido que es "necesario" que la alcaldesa de Navalmoral sea una persona "íntegra, tanto en su vida pública como en su vida privada", en referencia al actual alcalde de Navalmoral, el 'popular' Rafael Mateos, imputado por delitos societarios.

"Un político y un alcalde y una alcaldesa tienen que ser honrados y humildes tanto en su vida privada como en su vida pública y no parece que Navalmoral sea ejemplo. No parece lógico que se quiera diferenciar la vida pública de la vida privada", ha remarcado Morales.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.