Artur Mas
El presidente de la Generalitat, Artur Mas, durante una reunión del Ejecutivo catalán. ALBERTO ESTÉVEZ / EFE

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha insistido este sábado en que cumplirá su promesa de convocar elecciones el próximo 27 de septiembre, pero a la vez ha reivindicado su "derecho" a pedir a ERC que reme "en la misma dirección" que CiU en el Parlament y no ponga "trabas" en la gestión del día a día.

Todo el mundo debe remar en la misma dirección y se debe ayudarEn un acto de partido para respaldar al alcalde de Balaguer, Josep Maria Roigé, con motivo de las municipales del 24 de mayo, Mas ha subrayado que "para que las cosas salgan bien, todo el mundo debe remar en la misma dirección y se debe ayudar".

Después de que ERC se alineara con la oposición en el Parlament en algunas votaciones sobre temas de sanidad, Mas ha dicho que tiene "derecho a reclamar" unidad de voto en el Parlament.

"Si estamos de acuerdo en que debemos seguir un camino juntos, debemos votar juntos y que nadie ponga ningún tipo de trabas en el día a día del país", ha sentenciado, y ha defendido a continuación el proyecto de crear un consorcio sanitario en Lleida, discutido por la oposición, por sus beneficios para los ciudadanos de esa provincia.

En cuanto al debate abierto acerca de si los comicios autonómicos se celebrarán o no en la fecha anunciada, el 27 de septiembre, ha remarcado que así será, dado que sería "un poco absurdo" que él fuera contra sus propios actos, ha dicho.

"Entendí que era la fecha posible y conveniente para hacer el referéndum que tenemos pendiente (...) Me la jugaré otra vez", ha afirmado Mas.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.