Los secretarios generales de UGT y CC.OO., Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, han tildado de "regresión mental" la propuesta de la Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas de Pescados y Mariscos (Anfaco) para introducir en el convenio colectivo del sector la posibilidad de pagar, previo acuerdo con el trabajador, hasta el 30% del sueldo en "productos o servicios".

En declaraciones a los medios tras participar en una jornada sobre la Carta Social Europea, Méndez ha señalado que es también "un intento de regresión social".

"Pensar que se va a avanzar en el siglo XXI con propuestas del siglo XIX es algo erróneo", ha señalado, para acusar a renglón seguido al Gobierno de haber enseñado a los empresarios con la última reforma laboral "el camino" para competir adoptando "prácticas empresariales del norte de África".

Por su parte, Toxo ha señalado de antemano que la propuesta patronal "no merece ni un comentario". No obstante, ha señalado que "no es aceptable que personas con la responsabilidad que se les presupone, propongan vulnerar la Carta Social Europea y el Estatuto de los Trabajadores y que intenten aprovecharse de la miseria". "Dice bien poco de su calidad humana", ha remachado.

La oferta de la patronal conservera también contempla el incremento paulatino de horas de trabajo al año, de manera que se pase de 1.730 horas en 2015 a 1.770 en 2019.

Asimismo, se modifica otro aspecto: se propone que la distribución irregular de la jornada pueda llegar hasta el 15% (hasta ahora estaba en el 7%) y se abre la puerta a considerar laborables los días de lunes a domingo.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.