El Comité Ejecutivo Provincial de VOX en Baleares ha anunciado este domingo que el partido no se presentará a las elecciones autonómicas y municipales del próximo 24 de mayo y que la presidenta del partido dejará su cargo tras las elecciones.

VOX ha explicado que apuesta "por una regeneración democrática que solucione los problemas del país desde posiciones de centro derecha", pero, dice que no es "un partido con los modos de la vieja política sino un partido nuevo".

Según la formación, no se plantean concurrir a las elecciones "con el único objetivo de conseguir cuotas de poder" sino para "contribuir para que esa regeneración sea una realidad".

"A diferencia de los partidos que también apuestan por el cambio democrático desde otras posiciones ideológicas, como UPyD o Ciudadanos, que cuentan con más de 10 años de recorrido, VOX sólo cuenta con 6 meses de existencia en Baleares", ha añadido la formación, que considera que presentarse ahora "no contribuiría a crear mayorías suficientes para avanzar en nuestros objetivos" sino que propiciaría "más fragmentación e inestabilidad parlamentaria, y eso es lo último que pretendemos".

"Por encima de los intereses del partido están los intereses y la estabilidad de la sociedad balear", han mantenido.

No obstante, también han subrayado que "en estos 6 meses hemos consolidado una estructura suficiente para avanzar en nuestra implantación en todas las islas".

Asimismo, una de las fundadoras del partido en Baleares, la abogada Montse Amat, ha anunciado que, junto a la presidenta del partido, la también abogada Ana María Vidal, tras las elecciones, dejarán sus cargos en el partido para que un nuevo Comité Ejecutivo Provincial inicie la nueva etapa de desarrollo de la estructura creada.