El candidato de Podemos a la Presidencia de La Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, José García-Molina, ha dicho en cuanto a la posibilidad de llegar a posibles acuerdos de gobernabilidad con otras formaciones que el suyo no es un partido "bisagra ni testimonial que venga a facilitar pactos de gobierno" y que hay que esperar "a ver qué dicen las urnas, para después empezar a hablar".

En una entrevista a Europa Press, ha asegurado que ha sido el secretario general, Pablo Iglesias, el que "ha pedido que no se hable de pactos hasta el 25 de mayo" para ver el escenario y a partir de ahí analizar qué es lo que la ciudadanía ha votado.

"A lo mejor hay que darle la vuelta a esta formulación y son otros los que tienen que pactar con nosotros", ha dicho el candidato, que ha defendido que Podemos ha venido a hacer otro tipo de política y espera obtener la mayoría para poder llevarla a cabo. "Serán los ciudadanos los que digan dónde queda cada uno y a partir de ahí se abren las negociaciones", ha insistido.

Respecto a las condiciones que su formación exigiría para sellar esos acuerdos, el candidato de Podemos ha fijado como "condición necesaria para negociar acordar políticas para la gente y con la gente", sobre todo en favor de los que "peor lo pasan".

Molina ha defendido que están "muy preocupados en la confección participativa" de su programa y que no han mantenido ningún contacto con otros dirigentes, ni si quiera con el candidato socialista, Emiliano García-Page.

Dicho esto, ha "dado fe" de que en la cena que compartieron García-Page con Pablo Iglesias e Iñigo Errejón "no hubo pacto" y ha lamentado que esas cuestiones se "estén utilizando de manera interesada por personas interesadas".

"No tenemos complejos, es interesante sentarse a tomar un café con quién haga falta, pero de manera transparente y normalizada, informar de ello, decirlo. Otra cosa es que se puedan tomar decisiones de pasillos de forma individual. Eso no, pero debatir y conversar es un ejercicio de salud democrática esencial", ha insistido.

ENCUESTAS

Respecto a los resultados de las encuestas, ha admitido que Podemos Castilla-La Mancha "hace diez días no sabía quiénes serían los candidatos", no ha hecho campaña y está elaborando su programa y por ello no se pone un techo de diputados a conseguir en el Parlamento regional. "El mejor capital no es solo los candidatos, sino la gente y las ganas de cambio".

"Venimos a ganar las instituciones, creemos que efectivamente tenemos que acabar siendo el partido que refleje lo que la mayoría de la gente quiere", ha dicho Molina, que ha señalado que trabajarán al "máximo" en las cinco provincias aunque "cuentan con el tiempo que cuentan".

Consulta aquí más noticias de Toledo.