Negocian para solucionarlo. Los dos neurocirujanos del Clínico que cubren largas jornadas de trabajo, ante la baja de dos médicos de su servicio y «la falta de previsión de la gerencia», han cumplido casi un mes sin descansar, aunque el martes se reincorporó uno de los facultativos que estaba enfermo. Sacyl reconoció ayer el problema y la falta de médicos en el mercado y se ha comprometido a reunirse con los afectados.