Hacerse una resonancia o un escáner conlleva en Zaragoza demoras que llegan a superar los seis meses de espera. En total, cinco pruebas diagnósticas acumulan esperas de más de medio año y algunas de hasta año y medio, según una encuesta realizada por la asociación de consumidores Informacu entre 845 pacientes.

A las resonancias y escáneres se unen las pruebas para las apneas del sueño, los test vasculares y las artroscopias. Todas estas pruebas llegan a tener demoras de más de seis meses en casi todos los centros de especialidades.

Centros sanitarios

Inocencio Jiménez: Los test vasculares (con un 75% de pacientes que aseguran tener esperas de más de seis meses) y las resonancias (60%) son las pruebas más problemáticas. Dermatología y neumología son las especialidades con más retrasos.

Ramón y Cajal: El 100% de las respuestas sobre apnea del sueño reflejan esperas de más de medio año.Reumatología y digestivo son las especialidades con más demoras.

Grande Covián: Tres de cada diez pacientes encuestados han esperado más de seis meses para hacerse artroscopias y apneas del sueño. Casi la mitad para los escáneres. Varices y rehabilitación son los procesos con esperas más largas.

San José: Es el centro de especialidades que mejor funciona. Apneas del sueño y escáneres son las pruebas con más demoras. Los pacientes no se quejan de esperas de más de seis meses en las especialidades.

Quieren más consultas de tarde

El 95% de los pacientes encuestados está a favor de implantar consultas de especialidades por las tardes o de ampliar el horario en los centros que ya las tienen. Las especialidades peor valoradas por los usuarios son traumatología del Grande Covián (con un 70% de pacientes descontentos), rehabilitación de este mismo centro (53%) y varices, neumología, endocrinología y tocología del Inocencio Jiménez (en torno al 60% de descontentos).