El Rey, elegido español de la historia
El rey Don Juan Carlos. (ARCHIVO). ARCHIVO

El rey Don Juan Carlos ha sido elegido, entre 100 personalidades, como "el español de la Historia", en una lista en la que se encuentra acompañado, entre los diez primeros puestos, por su mujer, la reina Doña Sofía y su hijo, el Príncipe Felipe.

La Monarquía ocupa, según esta encuesta realizada a más de 3.000 ciudadanos y presentada la noche del martes en el programa de Antena 3 TV "El español de la Historia" , un puesto más que destacado en la historia de España, hasta el punto de situar, entre los siete primeros puestos a los reyes Don Juan Carlos y Doña Sofía, y a su hijo, Don Felipe.

En este sentido, destacan también la reina Isabel la Católica, situada en el puesto número 11, Doña Letizia en el 15 ó Alfonso X el Sabio en el 18.

Los diez primeros puestos

Los primeros diez puestos de la encuesta señalan la importancia que los españoles han otorgado a personajes clave de la Transición democrática

Los primeros diez puestos de la encuesta, presentada por los periodistas Matías Prats y Susana Griso, señalan, asimismo, la importancia que los españoles han otorgado a personajes clave de la Transición democrática, como el propio rey o los ex presidentes del Gobierno Adolfo Suárez, en 5º puesto, y Felipe González en el número 10.

También el mundo de las artes está representado en los primeros puestos con el autor del libro más conocido de la literatura española, Miguel de Cervantes, en el puesto número 2, y uno de los pintores más conocidos y reconocidos fuera de nuestras fronteras, Pablo Picasso, en el número 8.

En tercer puesto, la persona a la que debemos el descubrimiento de América, Cristóbal Colón, en el 6º el científico y premio nobel Ramón y Cajal, y en el 9º la escritora santa Teresa de Jesús.

La importancia de los políticos

El mundo de la política ha tenido una representación importante en esta lista de "el español de la Historia". Así, vemos cómo varios presidentes del Gobierno han sido, para los españoles, algunas de las personas más importantes de nuestra historia.

El más votado de ellos: Adolfo Suárez, primer presidente de la democracia, que, en palabras del ex ministro de Defensa José Bono, "supo llevar a cabo la Transición democrática esquivando los ataques de sus adversarios, que no siempre fuimos templados".

Tras él, Felipe González en el número 10, por delante de su compañero de partido, el actual jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, en el número 16 y lejos, muy lejos de su sucesor en el Gobierno, José María Aznar, que se encuentra en el puesto número 36.

50 personalidades llegaron a la final

Dalí, que finalmente ocupó el número 14 en esta lista, fue la figura más votada en Cataluña, mientras que el rey Alfonso X el Sabio ha recibido el apoyo de los votantes más jóvenes

A la final de este peculiar concurso llegaron 50 personalidades del mundo de las artes, la ciencia, el cine, la televisión, los toros, el deporte, la empresa, la literatura y la filosofía, el espectáculo, la religión y la política, además de figuras históricas.

Poco a poco, los espectadores pudieron conocer el nombre y orden en que los 3.000 ciudadanos habían elegido al personaje más famoso de la historia de España y así, se conocieron también distintas anécdotas sobre las votaciones.

De este modo, sabemos que Dalí, que finalmente ocupó el número 14 en esta lista, fue la figura más votada en Cataluña, mientras que el rey Alfonso X el Sabio ha recibido el apoyo de los votantes más jóvenes.

Los más jóvenes apoyaron a personajes históricos

En este sentido, los datos que arroja la encuesta, demuestran cómo las personas más jóvenes han preferido apoyar a personajes históricos, mientras que las personas de más edad han optado por los protagonistas de la Transición democrática.

Este programa ya se ha emitido con anterioridad en otros países europeos y en EEUU donde el ex presidente Ronald Reagan resultó ser el personaje más votado, mientras que en Francia lo fue el ex presidente Charles De Gaulle, en Alemania el canciller Konrad Adenauer, y en Portugal, acompañado de una gran polémica, el dictador Antonio Oliveira Salazar.