El alcalde a los radicales
Azkuna charla, ayer, con varias vecinas de Rekalde, mientras, al fondo, unos jóvenes le increpan. (M. Romero)

Jóvenes abertzales increparon a Azkuna. El alcalde y candidato a la reelección por el PNV llegó ayer a Rekalde dispuesto a lidiar con el que ha sido uno de sus mayores problemas de los últimos años: la petición en el barrio para que llegue el metro.

Pero, lejos de encontrarse con una oposición vecinal a su labor, se topó con los gritos y consignas de jóvenes abertzales en contra del PNV y de Azkuna. «Que os den morcilla», espetó Azkuna al terminar el acto. A parte de este incidente, Azkuna se mostró directo y serio en su discurso de apenas diez minutos y en el que detalló los proyectos para el barrio, como el tranvía, «que se retrasará por las obras de Feve en Basurto», afirmó.

El alcalde cambió el tono en el cara a cara con los vecinos, con los que habló sobre algunos problemas del barrio.