Atentado en Kandahar (EFE)
Policías afganos en el lugar de la explosión de una bomba en Kandahar, Afganistán (EFE/Humayoun Shiab) EFE

Una serie de explosiones al borde del camino provocaron el jueves la muerte de al menos 11 oficiales de la policía en Afganistán, dijeron testigos y autoridades, en los últimos episodios de violencia adjudicados a los talibanes.

En un suburbio de Kabul, la policía dijo que interceptó un camión que transportaba 1.500 kilos de explosivos, destinados a ataques suicidas.

Atentados en Kandahar

Dos explosiones provocaron la muerte de diez agentes de la policía en la ciudad sureña de Kandahar, un bastión de los guerrilleros talibanes.

Diez policías murieron en dos atentados en el mismo lugar

La primera dejó cuatro policías muertos en su vehículo. Cuando otro grupo de oficiales llegó al lugar para llevarse los cuerpos, una segunda explosión detonó cerca del sitio de la primera.

Seis efectivos más murieron y un camarógrafo de la cadena de televisión árabe Al Jazeera resultó herido.

Poco después, un coche bomba conducido por un suicida embestía la comitiva de vehículos que llevaba al ministro de educación, que resultó herido ligeramente en el ataque; tres personas fallecieron como consecuencia de este atentado.

Acciones talibán en otras ciudades

En Faizabad, la capital provincial de la provincia nororiental de Badakhshan, una bomba al borde de un camino provocó heridas al máximo oficial de la policía provincial cuando el dispositivo impactó su vehículo. Uno de sus guardaespaldas murió y otro resulto herido.

Otra bomba al costado de un camino, que apuntaba a un vehículo de la policía, provocó la muerte de dos civiles en la provincia suroriental de Paktia, expresaron las autoridades, señalando a los talibanes como actores.

La policía afgana ha interceptado un camión con 50 kilos de explosivos destinados a ataques suicidas
En el suburbio Khair Khana de Kabul, la policía interceptó una reserva de explosivos que estaba siendo ingresada a la ciudad en camión en el que viajaban tres personas que fueron arrestadas.

"Descubrimos 30 bolsas de explosivos, que estaban ubicadas en un camión y querían llevarlas dentro de Kabul para llevar a cabo ataques terroristas", dijo Ali Shah Paktiawal, director del área de crimen de la policía.

Paktiawal dijo que cada bolsa contenía 50 kilos de explosivos, que estaban destinados a ataques suicidas.

Ofensiva antitalibán


Los militantes han prometido intensificar los ataques contra las fuerzas extranjeras o cualquiera que crean que coopera con ellas, sobre tado para entrenar a los cientos de suicidas con bomba.

Las tropas de la OTAN y de EE UU han intensificados sus operaciones contra los talibán
La mayoría de los ataques se llevaron a cabo con bombas al borde del camino, mediante minas apostadas en las carreteras (como la que mató a la soldado española Idoia Rodríguez ) y explosiones suicidas.

Las tropas occidentales, conducidas por la OTAN y el Ejército estadounidense, también incrementaron sus operaciones terrestres y aéreas para adelantarse a los talibanes en un año considerado decisivo para todas las partes que están en la guerra.

Una redada de la coalición liderada por Estados Unidos provocó el fin de semana la muerte del máximo comandante operativo de los talibanes, el mulá Dadullah, en el sur de Afganistán.