Seducir al grueso de los más de 20.000 votantes que en los últimos 16 años le dieron su confianza al Grupo Independiente Liberal (GIL) liderado por el ya fallecido Jesús Gil, que gobernó desde 1991 con mayoría absoluta. Es la estrategia que se han fijado el PSOE y el PP, cuyos candidatos a la Alcaldía se disputan el bastón de mando con otras 14 formaciones políticas, la mayoría independientes.

 

Por primera vez desde 1991, el GIL no concurrirá a unas elecciones municipales, marcadas este año por la operación Malaya, la disolución de la última Corporación y la creación de una gestora en 2006.

El PP saca ventaja

Las encuestas publicadas por diversos medios de comunicación en los últimos meses dan la victoria a la candidata popular, Ángeles Muñoz, frente al socialista, Paulino Plata. En cambio, el que fuera consejero de Turismo hasta hace unos meses defiende que los sondeos indican una tendencia a la baja de los populares.