La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha señalado que el paciente que murió en la sala de espera de Urgencias del Hospital de Jerez de la Frontera (Cádiz), "fue atendido en los tiempos previstos", aunque ha precisado que "se ha pedido un informe" sobre "el resto de los extremos" del fallecimiento.

En declaraciones a los periodistas en Sevilla, la consejera ha explicado que se trataba de un paciente de 85 años "con graves patologías, que tenía la enfermedad casi en una fase terminal", y añade que "fue atendido en los tiempos previstos, se le hicieron hecho las pruebas necesarias y estaba esperando cuando tuvo un desequilibrio y falleció".

No obstante, la consejera de Salud ha informado de que "se ha pedido un informe" para ver "el resto de los extremos" del fallecimiento de dicho paciente, pero insiste, "él ya había sido atendido, se le habían hecho todas las pruebas necesarias y tuvo una descompensación".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.