Las tarifas de la red de peaje de las autopistas dependientes de la Administración General del Estado no subirán en 2015 por primera vez en cinco años, debido a la reducida variación de los índices de precios de consumo.

Según informó el Ministerio de Fomento, excepcionalmente se ha revisado al alza la tarifa de la autopista Santiago-Alto de Santo Domingo, con un incremento del 0,51 por ciento. Lo mismo sucede con la autopista de Alicante-Cartagena, que eleva su precio un 1,01 por ciento.

Igualmente, en las autopistas R-3, Madrid-Arganda del Rey y R-5, Madrid-Navalcarnero, las tarifas se incrementarán un 1,96 por ciento, la misma subida que experimentarán los peajes de la autopista R-4, Madrid-Ocaña.

Según establece la Ley, las sociedades concesionarias de autopistas de peaje presentan ante el Ministerio de Fomento, a través de la Delegación del Gobierno en las Sociedades Concesionarias de Autopistas Nacionales de Peaje, sus solicitudes de revisión y de aprobación de tarifas que deberían regir a partir del 1 de enero de 2015.

Las tarifas son examinadas por la Delegación del Gobierno en las Sociedades Concesionarias de Autopistas Nacionales de Peaje para comprobar que se ajustan a la fórmula de revisión establecida en la Ley.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.