Marcos Martínez, expresidente de la Diputación de León e imputado por seis delitos dentro de la operación 'Púnica', ha asistido por primera vez al pleno de la Institución provincial como diputado no adscrito.

A Martínez se le imputan los delitos de negociaciones prohibidas a funcionarios, prevaricación, revelación de secretos, tráfico de influencias, cohecho y fraude, que le mantuvieron en la prisión de Navalcarnero (Madrid) durante 45 días.

En estos momentos, Martínez permanece en libertad a espera de juicio después de haber abonado una fianza de 30.000 euros.

Durante la sesión plenaria celebrada este lunes se han aprobado las bases para las subvenciones con destino a las juntas vecinales de la provincia para la ejecución de pequeñas obras durante 2015.

Este plan cuenta con un presupuesto total que alcanza los 1.333.333 euros, de los que la Institución provincial aporta 1.200.000 y el resto, las entidades locales menores.

Podrán ser beneficiarios de estas ayudas todas las juntas vecinales de la provincia con una población inferior a los 20.000 habitantes, a excepción de las que pertenecen al Consejo Comarcal del Bierzo, que contarán con una convocatoria específica de ayudas que superará los 600.000 euros.

Consulta aquí más noticias de León.