El diseño y la estructura de la nueva ciudad de A Coruña costará tiempo y sobre todo dinero. El Ayuntamiento ha recibido cinco propuestas para cambiar el Plan General de Ordenación Municipal (PGOM), vigente desde el año 1998. Las ofertas oscilan entre los 1,25 millones de la más barata y los 1,5 millones de la más cara, que es precisamente el tope fijado por el Ayuntamiento para la renovación del PGOM.

El Gobierno local dio ayer a conocer los nombres de las empresas que se han presentado a este concurso: Bau Arquitectura y Urbanismo (de Barcelona y con una propuesta de 1,5 millones y 17 meses de plazo); Ezquiaga Arquitectura (de Madrid, 1,25 millones y un plazo de 13 meses), Territorio y Ciudad (de Jerez de la Frontera, 1,33 millones y 15 meses), Arnáiz Consultores (1,38 millones y 16,5 meses), y Prointec (la única de A Coruña, con un presupuesto de 1,35 millones y un plazo de 15 meses).

Con el Plan General renovado, A Coruña podrá hacer frente a su crecimiento urbano y sobre todo a grandes proyectos que transformarán todo su diseño. Entre ellos destaca la reordenación de los muelles que se hará con el Plan Busquets, una vez trasladada la actividad de los muelles al Puerto Exterior. Además, el PGOM se adaptará a nuevas necesidades viarias, como la construcción del metro ligero, el futuro AVE o la estación intermodal.

La elección tardará meses

El Gobierno local ya tiene en sus manos las propuestas para revisar el Plan General de Ordenación Municipal. Ahora, el siguiente paso es analizar cada una de ellas y ver cuál es la más acertada para realizar los cambios necesarios en el PGOM, un proceso que según fuentes municipales «tardará entre dos y tres meses». Una vez hecho este trámite, el Ayuntamiento adjudicará la renovación, que será una realidad, como mínimo, en 13 meses, el plazo más corto de todas las propuestas presentadas al concurso municipal.