El cantante de La cabra mecánica denuncia una agresión policial tras un concierto

  • Le pideron que se identificase y se negó. Él alega que no sabía que eran policías.
  • Denuncia torturas por parte de la Policía Local de Sant Boi de Llobregat.
  • Estaba en un bar tras un concierto con otro artista.
  • Mañana presentará una denuncia. Los agentes han presentado otra contra él por resistencia a la autoridad.
El cantante de La cabra mecánica, conocido como Lichis, en una imagen de archivo.
El cantante de La cabra mecánica, conocido como Lichis, en una imagen de archivo.
ARCHIVO

Miguel Angel Hernando, el cantante de La Cabra Mecánica conocido como Lichis, denunció este domingo una agresión el sábado de cuatro agentes de la Policía Local de Sant Boi de Llobregat (Barcelona), que han interpuesto contra él "una demanda por resistencia a la autoridad y alteración del orden público", dijo Hernando.

Hernando tiene previsto interponer mañana lunes la denuncia contra los agentes, aunque afirmó que se encontraba aún "débil" para hacer los trámites este lunes.

Hernando, que sufre hematomas en manos, cabeza, espalda y piernas, explicó que se encontraba en un bar tras celebrar una actuación con el cantante Dani Flaco cuando se produjeron los hechos.

Un agente de paisano le pidió la documentación y Hernando se negó, por "no saber que se trataba de un agente de la autoridad".

Entonces, otros tres policías uniformados le tiraron al suelo, le golpearon y le esposaron.

"Yo en todo momento gritaba 'Me llamo Miguel Angel Hernando, me están deteniendo y no me estoy resistiendo".

Las manos "hinchadas como globos"

El cantante, que tiene las "manos hinchadas como globos", asegura que los policías le "torturaron" con las esposas, hasta el punto que le hicieron firmar, "coaccionado", y presionándole "las amígdalas y la mandíbula" un parte de lesiones en el Hospital de Sant Boi de Llobregat.

El documento decía que no sufría traumatismos. Además, denunció que al centro sanitario vino un ATS que no le "había ni mirado", en vez de hacer un parte reglamentario con un médico.

Pretendían dejarme en el calabozo hasta el lunes, cuando se celebra el juicio

Hernando explicó que le dijo llorando a uno de los agentes "que era cantante" y le "estaban haciendo daño, pero no hizo caso". Según explica Hernando, al darse cuenta de que se trataba de un personaje público, los agentes decidieron dejarle en manos de la Policía Nacional.

"Pretendían dejarme en el calabozo hasta el lunes, cuando se celebra el juicio" por las denuncias de resistencia y alteración del orden.

Sin embargo, Hernando aclaró que la Policía Nacional fue "muy amable" con él y le permitió salir.

El cantante se dirigió a una Mutua de Terrassa (Barcelona), que confirmó las lesiones.

"En las formas de tortura de la Policía los hematomas salen más tarde", aseguró.

El cantante, que no entiende por qué sucedió, encuentra una posible razón en que los agentes se hubieran "equivocado de persona". "Pero eso tampoco justifica lo que me hicieron", señaló.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento