Ebro prevé lograr un beneficio neto de 148,4 millones de euros este año, lo que supondrá un incremento del 12 por ciento respecto a 2013, tras ganar 105,6 millones de euros hasta septiembre, con un alza del 6,1 por ciento, según ha informado este jueves la compañía.

El grupo presidido por Antonio Hernández Callejas estima alcanzar además una cifra de negocio de 2.126 millones de euros al cierre del año, un 8,7 por ciento superior a la obtenida en 2013, mientras que el resultado bruto de explotación (Ebitda) se situará en el entorno de los 283 millones de euros, en línea con el logrado el año pasado.

Entre enero y septiembre, el beneficio neto en gestión continua se incrementó un 9,2 por ciento hasta situarse en 109,6 millones de euros, al tiempo que la cifra de negocio totalizó 1.520,6 millones de euros, un 4,4 por ciento más que en el mismo periodo del ejercicio anterior.

Asimismo, el Ebitda se situó en 197,2 millones hasta septiembre, un 2 por ciento más que en los primeros nueve meses de 2013, mientras que el resultado neto de explotación (Ebit) alcanzó los 153,5 millones.

El endeudamiento final de la compañía se redujo desde el cierre del primer semestre en 66,3 millones de euros, situándose a 30 de septiembre en 364,2 millones de euros.

Para el final del ejercicio, la deuda neta ascendería a 434 millones de euros, cifra que incluye la compra del 52 por ciento de Garofalo más el valor del 48 por ciento restante, en el caso de ejercitar la opción de compra. Esta previsión supone un múltiplo de deuda equivalente a 1,5 veces el Ebitda estimado para final de año.

La compañía ha subrayado que los resultados consolidados hasta septiembre y las estimaciones previstas para el cierre del ejercicio muestran la "solidez" tanto en la gestión como en el modelo de negocio de la compañía.

"Dicho modelo se adapta, rearma e innova de manera continua para combatir satisfactoriamente los envites de factores exógenos como la congestión del sistema de transporte en Estados Unidos, las adversas condiciones climatológicas o la inflacionista curva del precio de las materias primas", ha resaltado la firma, que destaca que las cuotas de mercado se mantienen e incluso en algunos segmentos de negocio se incrementan.

Por último, ha subrayado que continúa aumentando su campo de acción vía crecimiento inorgánico, como ha ocurrido durante este ejercicio con la adquisición del 52 por ciento de la empresa italiana de pasta premium Garofalo, así como a través de la extensión de su matriz de producto y país, con múltiples lanzamientos como han sido en Francia la gama premium de Lustucru Frais o en España, los nuevos Vasitos de Brillante Integral con Quínoa y Cuatro Cereales.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.