Agentes de la Guardia Civil a bordo del buque oceánico 'Río Miño' han interceptado una embarcación con bandera británica y 13 toneladas de hachís y han detenido a tres personas en el mar de Alborán, en el Mediterráneo.

El buque actuó este miércoles tras recibir un aviso del Centro de Coordinación Internacional (ICC), según ha informado la Guardia Civil en una nota de prensa. Un avión de reconocimiento italiano, integrado en el dispositivo de vigilancia del Estrecho, había avistado una embarcación que podría estar transportando droga.

Una vez localizada la embarcación, los guardias civiles establecieron un dispositivo de seguimiento y abordaje. Cuando los tripulantes de la embarcación se percataron de la presencia de los agentes, emprendieron la huida a gran velocidad, por lo que se procedió a su interceptación y abordaje.

Tras la interceptación se pudo comprobar que en el interior de la embarcación había 514 fardos de hachís envueltos en arpillera con un peso aproximado de 13 toneladas, así que se detuvo a los tres tripulantes —dos españoles y un lituano—, que cuentan con numerosos antecedentes por delitos relacionados con el tráfico de drogas.

El buque oceánico de la Guardia Civil ha conducido a los detenidos y la droga incautada a la ciudad de Melilla, donde han sido puestos a disposición judicial.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.