Los bomberos de Toledo han pedido al equipo de Gobierno en el Ayuntamiento una mejora en las instalaciones del Parque así como una renovación de vehículos, equipos y medios materiales. Del mismo modo, reivindican la supresión de las tasas que el Consistorio cobra al ciudadano por el servicio de extinción de incendios.

Así lo ha manifestado este jueves el portavoz de los bomberos de la ciudad, Miguel Ángel Ollero, que en declaraciones a los medios ha denunciado "situaciones graves de abandono y desidia que este colectivo viene sufriendo por el actual equipo de Gobierno y que atañen tanto a la seguridad de los bomberos como a sus condiciones laborales".

Ollero ha denunciado el "lamentable" estado en el que se encuentra el Parque de Bomberos que carece de los "mínimos" higiénicos y de calidad, presenta un mobiliario y equipamiento "deteriorado", donde los agentes desarrollan su trabajo durante 24 horas, 365 días al año.

En esta misma línea, ha incidido en el estado de los vehículos, siendo la media de antigüedad de veinte años, algo que pone en "grave riesgo" la seguridad de los bomberos y la de los vecinos de Toledo, con lo que no pueden realizar "el servicio óptimo que necesita el ciudadano". Por ello reclaman "al menos cinco vehículos nuevos".

El portavoz de los bomberos ha explicado que llevan haciendo esta petición desde hace ocho años, "sin ninguna respuesta ni preocupación por parte de Corporación actual", pues según ha añadido el concejal de Seguridad Ciudadana, Rafael Perezagua "sólo nos escucha".

Dicho esto, ha explicado que el Ayuntamiento tiene 265.000 euros por el canon que pagan las aseguradoras que tendría que revertir en este servicio de bomberos. "Se podrían tener ocho vehículos porque da sobra o para más personal, más equipamiento o más herramientas que nos hacen falta", ha señalado.

Cobro de tasas

Otro de los asuntos que preocupan al servicio de bomberos son las tasas que cobra el Consistorio a los toledanos por el servicio de extinción de incendios. Desde que se aprobaran estas tasas, los bomberos han manifestado reiteradamente su desacuerdo por un servicio que "ya los vecinos de Toledo pagan por sus impuestos".

Esta oposición, ha declarado Ollero, ha desencadenado que el alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, haya comunicado, recientemente, que sólo se cobrarán estas tasas bajo determinadas circunstancias, pero este colectivo ha pedido al primer edil que la tasa "sea eliminada en su totalidad".

Por otra parte, los bomberos toledanos piden que se dote a todos los servicios de efectivos suficientes, pues "en algunas ocasiones hay once bomberos de los trece que deberían estar de servicio" y una "formación básica" para los bomberos que se incorporan.

Reconocimiento de la profesión

Por último, ha añadido que llevan ocho años pidiendo que se recalifique la cualificación profesional del bombero, es decir, subir al nivel de escala especial C1 —homologable a la Policía Local— y que así se "reconozca" la profesión de bombero.

Consulta aquí más noticias de Toledo.