Cristina Cifuentes
La delegada del Gobierno en la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, en una entrevista. EFE

La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, ha señalado este jueves que "puede haber más casos" de agresiones por parte del presunto pederasta de Ciudad Lineal y ha asegurado, a renglón seguido, que la detención se produjo cuando "el equipo de investigación, la jueza y la Fiscalía estimaron que era el momento oportuno".

Ese "momento oportuno" estuvo determinado por el hecho de asegurar que, cuando se ponga a disposición judicial, "se pueda decretar su ingreso en prisión", ha explicado Cifuentes en una entrevista.

De esta forma ha tratado de tumbar aquellas voces que pretendieron "empañar el éxito policial diciendo que se había anticipado (la detención) para tapar la dimisión del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón". "Desmiento eso rotundamente", ha remarcado.

La jueza ya consideró que había indicios suficientes para su detenciónLa delegada ha expuesto que hay "indicios suficientes" para su ingreso en prisión, a los que habría que sumar los que se encuentren en los registros domiciliarios. "La jueza ya consideró que había indicios suficientes para la detención", ha insistido.

Cifuentes ha detallado que era conocedora de que el cerco se estaba estrechando "desde hace algunas semanas" y que el desenlace era "inminente".

La delegada ha reiterado en numerosas ocasiones durante la entrevista su felicitación a los agentes de la Policía nacional por una investigación "tan larga y complicada" y que les llevó a trabajar "mañana, tarde y noche" renunciando incluso de manera voluntaria a sus vacaciones. También ha agradecido la colaboración de la Policía municipal, que ha ayudado "bastante" en ese "esfuerzo de movilización general" para capturar al "enemigo público número uno".

"Por si surge un imitador"

Cifuentes también ha confirmado este jueves que el despliegue policial desarrollado para capturar al pederasta de Ciudad Lineal "no se va a quitar de manera inmediata por si surge un imitador" aunque "a priori no es algo que se esté contemplando".

La delegada ha apuntado que "puede haber más" víctimas ya que este tipo de delitos a veces no se denuncia por las familias o, "lo más grave", los menores no se lo cuentan a sus padres.

Habría que endurecer las penas de los delitos sexuales contra menores

Cifuentes, por otro lado, no ha dudado en definir a Antonio Ortiz como "peligroso, violento, un auténtico depredador sexual". También ha asegurado que la Policía estaba convencida de que hubiera vuelto a actuar, lo que generó más miedo entre los agentes por el temor de que "fuera a más, de que hiciera más daño a las niñitas".

También ha reiterado que, como ciudadana, no sale de su "asombro" al conocer que delincuentes sexuales reduzcan su pena por buen comportamiento. "Habría que endurecer las penas de los delitos sexuales contra menores", ha defendido.

Consulta aquí más noticias de Madrid.