Alberto Rodríguez firma 'La isla mínima', un "western crepuscular" con la España rural de 1980 como escenario

El director de 'Grupo 7' vuelve a la gran pantalla con 'La isla mínima', un thriller ambientado en Sevilla en el año 1980 que se estrena en las salas españolas el próximo viernes 26 de septiembre y que además ha sido seleccionado para competir en la Sección Oficial de la 62º edición del Festival de Cine de San Sebastián este año, que se celebra en la capital guipuzcoana hasta el 27 de septiembre.
La isla mínima compite en la Sección Oficial de San Sebastián
La isla mínima compite en la Sección Oficial de San Sebastián
EUROPA PRESS/RTVA

El director de 'Grupo 7' vuelve a la gran pantalla con 'La isla mínima', un thriller ambientado en Sevilla en el año 1980 que se estrena en las salas españolas el próximo viernes 26 de septiembre y que además ha sido seleccionado para competir en la Sección Oficial de la 62º edición del Festival de Cine de San Sebastián este año, que se celebra en la capital guipuzcoana hasta el 27 de septiembre.

En este filme, dos policías, interpretados por Raúl Arévalo y Javier Gutiérrez, son enviados a un lejano pueblo de las marismas del Guadalquivir, una comunidad anclada en el pasado donde las mujeres no le importan a nadie, en la que deberán investigar la desaparición de dos adolescentes.

Según ha indicado Rodríguez durante una entrevista concedida a Europa Press, esta cinta es un "western crepúscular" en el que se observa cierto "paralelismo" entre la España de aquella época y la situación actual, ya que durante la transición también existía una coyuntura de "crisis económica" y se cuestionaron "muchas cosas".

El cineasta decidió realizar esta película cuando dos documentales sobre la transición que fueron rodados y editados en aquella época y que, por tanto, no tenían el "filtro de la historia oficial". Las declaraciones de la gente "a pie de calle" fueron un detonante para profundizar en esta época, según apunta.

Una de las sorpresas de la película es el papel que interpreta Javier Gutiérrez, un actor que, en palabras del director de 'La isla mínima', tiene "muchas posibilidades". "En esta película tiene la oportunidad de enseñar al público otras facetas que tiene y que puede ampliar y mejorar. Es uno de los mejores actores con los que he trabajado", destaca.

Otra de las sorpresas del filme será ver a su compañero de rodaje, Arévalo, en un papel dramático y no cómico, al que había acostumbrado a los espectadores con películas como 'La gran familia española', 'Los amantes pasajeros' o 'Primos'. Él, sin embargo, no tiene la sensación de que haya hecho solo comedia, aunque le sorprende que sea una pregunta común entre los periodistas.

CINE,

"siempre en crisis"

Preguntado acerca del cine, Rodríguez señala que se trata de una industria que está "siempre en crisis. "La situación es crítica, hay gente que lo está pasando muy mal, que está trabajando de manera gratuita o perdiendo dinero, así que muy optimista no se puede ser", ha dicho.

En cuanto a las cifras de asistencia al cine y a la recaudación de algunas películas españolas durante 2014, Rodríguez señala que en el público ocurre una "cuestión extraña": "Hay algo que falla: o la opinión no es tan general o es completamente falsa".

El director de 'La isla mínima' cree que "lo que sí debería tener en cuenta el Gobierno es que a la cultura hay que cuidarla un poco más" y cree, que entre otros asuntos, debería tenerse en cuenta retirar el aumento del IVA del 21 por ciento a la cultura. "En época de crisis, gravar la cultura no tiene sentido", recalca.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento