El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD) aspira triplicar "a corto plazo" en los próximos años el número de estudiantes universitarios extranjeros que vienen a cursar Grados y Másteres a España, pasando, de este modo, del 2% actual al 6%, como parte de la nueva 'Estrategia de internacionalización de las universidades españolas', según ha explicado este viernes en Santander el secretario general de Universidades, Federico Morán.

"Sería fantástico llegar a un 6%, ha asegurado, al tiempo que ha resaltado el valor de España a la hora de hacer que sus estudiantes estudien en el extranjero, pero ha lamentado que "no somos tan buenos en ser capaces de atraer" a estudiantes de otros países. "No estamos a la cola de los países destino, pero podemos hacerlo mejor", ha sostenido.

En su intervención en el encuentro 'La internacionalización del sistema universitario: opciones y oportunidades', que se ha clausurado este viernes en los Cursos Avanzados de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), Morán ha comentado que esta estrategia para los años 2015 y 2016 se tiene que "hacer en serio", lo que, en su opinión, "implica movilidad de cerebros".

"Me niego a aceptar la fuga de cerebros", ha reivindicado porque, a su juicio, en un mundo global la movilidad de personas tiene que verse "como algo connatural". Por ello, ha asegurado que con esta Estrategia —que es un borrador y tiene que ser refrendada por el MECD— el ministerio pretende hacer "lo mismo que hacen los que están al primer nivel", reconociendo que esos países y universidades como Harvard tienen más dinero "porque España no es un país con pleno empleo ni rico".

No obstante, se ha mostrado seguro de que "si en un año duplicamos el presupuesto (de una universidad pública) no mejorará en el ranking porque si quiere contratar a tres Premios Nobel, los sindicatos se negarían porque si tuvieran que obrar un millón de euros, eso iría en contra del Estatuto de los Trabajadores".

Así, ha lamentado que en España no se puede hacer lo que se lleva a cabo en las universidades de primer nivel, donde hay "una facilidad pasmosa para contratar y despedir". En este sentido, se ha quejado de la "rigidez" del sistema universitario español y se ha mostrado a favor de que las universidades públicas encuentren nuevas vías de financiación complementarias al dinero público. "No vamos a obligar a las universidades a que se financien por sí mismas", ha aclarado.

"no jugamos en primer división,

Es una realidad que no se puede cambiar"

Teniendo en cuenta la naturaleza de la universidad española en comparación con las más importantes a nivel internacional, Morán ha reconocido que "es cierto que no jugamos en primera división, esa es una realidad que no se puede cambiar" porque "la universidad españoles no es ni muy buena ni muy mala, estamos en medio". "Si esto fuera la Champions League, no la estaríamos jugando", ha afirmado.

Igualmente, y criticado por enfocar la Estrategia en motivos económicos para tener más financiación gracias a las matrículas de los universitarios extranjeros, ha defendido que lo que pretende el Gobierno es que estos alumnos "al menos paguen lo que cuestan los estudios universitarios". "No digo que sea un sustento fundamental, pero es un ingreso más. Hay que atraer a alumnos extranjeros sin que nos cueste dinero", ha apuntado.

Morán, que también ha puesto en valor que el idioma español es "un activo" porque en el mundo hay 400 millones de hispanohablantes, ha defendido que la oferta bilingüe en español e inglés "aumenta cada año a un ritmo acelerado". Y, finalmente, ha insistido en que Educación, junto al Ministerio de Empleo y Seguridad Social ha cruzado los datos de egresados universitarios con las altas en las seguridad social para tener un mapa de empleabilidad.

"El mapa de empleabilidad es obligatorio y el impacto en la internacionalización es importantísimo. Todo esto lo pintaremos y esperamos tener el mapa en breve, antes de finalizar el año, porque ya hemos cruzado los datos y ahora los estamos cocinando", ha asegurado.

Implantación de estudios universitarios fuera de españa

Por su parte, el director de la Fundación para la proyección internacional de las universidades españolas (Universidad.es), Guillermo Cisneros, ha comentado en una intervención anterior que el MECD está estudiando implantar la oferta de las universidades españolas en el extranjero "dependiendo de la idiosincrasia" de los países. Es decir, si de permiten o no que sus alumnos estudien en el extranjero.

Cisneros también ha hecho hincapié en las equivocaciones que han surgido como consecuencias de las traducciones de los Grados y, a este respecto, ha comentado que en "un caso concreto —que no ha precisado— se ha bajado de los primeros 50 puestos en un ranking con pérdidas de alumnos". "En una semana hemos perdido la reputación de 30 años por un problema de traducción", ha lamentado.

Por ello, ha advertido de que si no hay una explicación "a tiempo" a este respecto de los errores de traducción "se puede perder reputación porque se defraudan las expectativas" de los alumnos extranjeros. Y, al mismo tiempo, ha pedido que "no se mate" a la Marca España que se crea, por ejemplo, con el reconocimiento "como Máster of Science en la Universidad de Harvard" del título de Ingeniero de Telecomunicaciones de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM).

"Los titulados españoles son amados y queridos en el mundo", ha reivindicado también, al tiempo que como conclusiones finales, ha apuntado que las universidades tienen que "seguir buscando margen de mejora porque la competitividad es constante, muy fuerte y muy dura", que "no hay que hacer afirmaciones absolutas basándose en los rankings, que tienen criterios discutibles" y que "hay que presentar la oferta universitaria de forma que no haga falta dar explicaciones

Consulta aquí más noticias de Cantabria.