Sáenz de Santamaría: "Si hubiéramos dicho lo que la gente quería oír, nos habrían rescatado"

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, durante su intervención hoy en el pleno del Congreso de los Diputados.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, durante su intervención hoy en el pleno del Congreso de los Diputados.
Juan Carlos Hidalgo / EFE

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha advertido este jueves del "populismo" de los políticos que "sólo dicen lo que los ciudadanos quieren oír" porque su actitud puede debilitar la democracia y ha alertado del "miedo" de algún gran partido a lograr consensos en temas de Estado con el PP. Sáenz de Santamaría ha hecho estas advertencias en su intervención en la Escuela de Verano del PP, en la que ha instado a todos los políticos a la "ejemplaridad" y ha defendido las medidas de regeneración democrática que pretenden impulsar el Gobierno y el Partido Popular.

Sin citar expresamente a Podemos o a algún otro partido, la vicepresidenta ha confesado que le da "miedo" que en muchos programas se estén viendo intervenciones políticas en las que no se está hablando de democracia, sino "de otra cosa". "Hay que diferenciar entre los que hablamos de cómo mejorar el sistema y los que no hablan del sistema, sino de otra cosa", ha insistido Sáenz de Santamaría, quien ha reiterado su advertencia ante los populismos y ha dicho que le "asusta mucho" la diferencia entre conectar con la gente y decir a la gente lo que quiere oír.

Los que hacen esto último cree que detectan donde está la sensibilidad de los ciudadanos y la utilizan para debilitar la democracia. Ha prevenido, por ejemplo, de los que dicen que es posible jubilarse a los sesenta años, subir las pensiones e incrementar las prestaciones de todo tipo.

Frente al populismo, Sáenz de Santammaría ha defendido decir a la gente la verdad y explicar por qué se toman las decisiones de gobierno. "Si en la España de 2011 sólo hubiéramos dicho lo que la gente quería escuchar, España, probablemente, habría sufrido un rescate", ha asegurado.

Sáenz de Santamaría ha destacado la importancia de que los grandes partidos políticos logren ponerse de acuerdo en asuntos de Estado como la organización territorial, la lucha contra el terrorismo o el mantenimiento de las pensiones. "Para eso es importante la moderación, el diálogo y saber construir consensos", ha recalcado la vicepresidenta, quien ha alertado: "A ver si por miedo a los que pueden venir, perdemos algo esencial, que los grandes partidos, que lo somos porque son en los que más confían los ciudadanos, podamos ponernos de acuerdo".

Sáenz de Santamaría ha hecho también una cerrada defensa de la transparencia y la responsabilidad en la política y en las instituciones y ha defendido que a ellas vayan los mejores y actúen en todo momento con "ejemplaridad". En esa reflexión ha recalcado que los políticos son unos ciudadanos más, con sus mismos problemas y con sus mismos derechos y sin tantos privilegios como se puede pretender hacer creer.

Sáenz de Santamaría ha instado a los representantes de su partido a no tener miedo al debate. "A los debates hay que ir bien preparados. No hay que 'acochinarse', porque podemos estar satisfechos de verdad de que hemos hecho lo difícil", ha señalado la vicepresidenta.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento