Cruz Roja recuerda en su 150 aniversario que "nos enfrentamos a una catástrofe cotidiana"

La entidad benéfica Cruz Roja Española celebra este viernes su 150 aniversario, y con motivo de este acontecimiento, el presidente autonómico, Aurelio Luna, y el vicepresidente, Juan Luis Chillón, han mantenido este jueves un encuentro con los medios de comunicación en el que han hecho balance de la trayectoria de Cruz Roja y han recordado que "hemos pasado de atender heridos en conflictos bélicos o catástrofes de tipo natural, a enfrentarnos a una catástrofe mucho más cotidiana, que es el conflicto derivado de las asimetrías sociales, la falta de recursos y de vulnerabilidad social que nos rodea".
Aurelio Luna y Juan Luis Chillón en rueda de prensa
Aurelio Luna y Juan Luis Chillón en rueda de prensa
EUROPA PRESS

La entidad benéfica Cruz Roja Española celebra este viernes su 150 aniversario, y con motivo de este acontecimiento, el presidente autonómico, Aurelio Luna, y el vicepresidente, Juan Luis Chillón, han mantenido este jueves un encuentro con los medios de comunicación en el que han hecho balance de la trayectoria de Cruz Roja y han recordado que "hemos pasado de atender heridos en conflictos bélicos o catástrofes de tipo natural, a enfrentarnos a una catástrofe mucho más cotidiana, que es el conflicto derivado de las asimetrías sociales, la falta de recursos y de vulnerabilidad social que nos rodea".

Así, Luna ha subrayado que en 2013, Cruz Roja Región de Murcia atendió a un total de 140.000 personas, que "no son 140.000 números", ya que "detrás de cada persona hay una situación dramática", al tiempo que ha señalado que "estas situaciones requieren cualquier tipo de respuesta menos la teórica".

En este sentido, ha explicado que es necesario un "compromiso de acción" y "buscar las soluciones más eficaces para evitar la persistencia de las situaciones de exclusión social y vulnerabilidad".

Así, ha señalado que "la persona debe ser el centro de las decisiones, el análisis y la reflexión en la actividad política y económica". El eje de la sociedad, en palabras de Luna, "son las personas", y esta situación de desigualdades sociales "es algo que nos afecta a todos".

Para la consecución de sus objetivos, Cruz Roja Región de Murcia cuenta, según Luna, con 4.789 voluntarios y más de 22.400 socios, "que son 'el corazón y la sangre' que proporciona la capacidad de respuesta de nuestra organización".

El presidente autonómico de Cruz Roja se ha mostrado convencido de que "las personas no somos sordas ni ciegas a determinadas situaciones" refiriéndose a la necesidad de "ser conscientes" para solucionar los problemas que se presentan en la coyuntura actual y de acercarse a los problemas que surgen "no para lamentarse, sino para buscar soluciones de forma compartida con más personas que se impliquen en la recepción de casos y la comunicación".

En esta línea, desde Cruz Roja Murcia han señalado que la situación que viene la Región exige un esfuerzo para salir de la situación de vulnerabilidad, así como un compromiso de los poderes públicos y de la sociedad en general "para buscar esa respuesta que nos permita la proximidad hacia la persona que sufre".

Por su parte, el vicepresidente autonómico de Cruz Roja Región de Murcia ha planteado la necesidad de hacer una revisión de "este siglo y medio", en el que "hemos hecho esfuerzos, no solo los que estamos aquí sino toda la Cruz Roja, con sus más de 200.000 voluntarios.

A su vez, ha querido recordar que "detrás de todos los números y cifras que vemos, hay un rostro y una historia de vida". En este sentido, ha recordado que "lo que nos conmueve" es que hay 60.000 personas que reciben alimentos o muchas familias que reciben ayudas para pagar sus facturas de agua y luz.

Ha recordado algunos casos con los que trabaja Cruz Roja "en la proximidad", como son tres familias que pernoctan en vehículos en la calle, una mujer que vive con sus dos hijos "en el rellano de la casa de la que los echaron", así como "montones de escolares que no han podido llevar libros de texto durante el curso", y ha destacado el caso de un familia de Cartagena "que no podía sufragar el coste de su alquiler y que, al final, ha sido acogida por una familia de Albacete en un acuerdo entre la Cruz Roja de Cartagena y la de Albacete".

Así, ha remarcado que "no hay que darle dramatismo a estas historias, porque ellas mismas lo tienen", al tiempo que ha hecho hincapié en que "debemos ser solidarios y hacer esfuerzos tanto los que tienen la responsabilidad pública y los que no la tenemos pero que tenemos una responsabilidad ciudadana".

Programas y ayudas más demandados

Ha recordado algunos de los programas de Cruz Roja más demandados, como el de reparto de alimentos, que atiende a unas 40.000 personas", además del banco de alimentos, o el pago de facturas del suministro de agua y luz o de alquileres a quienes no pueden hacer frente a estos pagos, además del Plan de Empleo, "que ofreció inserción laboral en un 33 por ciento de los casos el pasado año, lo cual nos produce gran satisfacción dentro de la coyuntura actual".

Además, en relación al reparto de alimentos, ha indicado que "a veces no es suficiente" porque "nosotros damos alimentos no perecederos, pero las familias necesitan también proteínas", por lo que ha agradecido la colaboración de empresas y entidades como Mercadona, "que nos han dado vales para que la gente pueda complementar su alimentación con otros productos".

Ambos responsables han asegurado que, durante el verano, todos los programas se mantienen, reforzando asimismo planes relativos a la asistencia a la infancia o para mayores.

"No podemos suspender ningún tipo de ayuda", ha afirmado Luna, sino que, "por los grandes desplazamientos masivos y las situaciones que a veces generan de personas que se quedan solas y aisladas, o las consecuencias de los cambios climáticos, como la llegada de una ola de calor, exigen implantar una serie de acciones y reforzarlas".

Con respecto a las medidas que ha planteado la Comunidad sobre pobreza infantil, tanto Luna como Chillón se han mostrado de acuerdo en que "las medidas no deben quedar en el marco teórico sino implantarse con urgencia", ya que "el niño que tiene carencias alimentarias, las tiene desde que se cerraron los colegios en junio".

Así, el presidente autonómico de Cruz Roja ha subrayado que "hay situaciones que requieren una urgencia en las respuestas, teniendo claro que la urgencia no puede ir en detrimento de la eficacia".

A su vez, ha considerado que "detrás de un niño que pasa hambre, hay una familia que come mal", por lo que la respuesta "debería ser llegar a través de la familia, a través de bancos de alimentos o vales de alimentos".

Ha finalizado asegurando que, "si se van a abrir los comedores para los niños, deben abrirse ya", puesto que la respuesta "debe ser urgente y eficaz".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento